Sábado 17 DE Agosto DE 2019
Nación

Los constructores que pagaron comisiones en Salud, según el MP

Alrededor de 15 empresas que aún son proveedores del Estado están involucradas en un caso de corrupción presentado por el MP y la CICIG y que a la fecha han adjudicado Q3.02 millardos.

 

Fecha de publicación: 22-07-19
Por: ENRIQUE GARCÍA elPeriódico

 

La semana pasada el Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) presentaron el caso Asalto al Ministerio de Salud, en donde están involucrados diputados y exdiputados así como los representantes de varias constructoras que otorgaron comisiones. Se identificaron tres estructuras que participaron en la construcción y remozamiento de hospitales en Quetzaltenango, Sololá, Totonicapán, Quiché, Baja Verapaz, Antigua Guatemala, Chiquimula y Villa Nueva.

Como cerebros de las operaciones aparecen Luis Fernando Pérez, exdiputado del FRG y expresidenciable del PRI; y Saraí Villavicencio, hija del exministro de Salud, Alejandro Villavicencio. Alrededor de 15 representantes legales de constructoras que participaron en este caso son actuales proveedores del Estado y han ganado en diferentes contratos más de Q3.02 millardos en conjunto.

LAS TRES ESTRUCTURAS

El mediador de la primera estructura fue Roberto Samuel Dávila, nombrado en 2001 como representante legal de la Organización No Gubernamental Asociación de Apoyo y Desarrollo Rural que ganó de 2009 a 2015, Q20.9 millones. Además, trabajó los dos últimos años como asesor del Registro de Información Catastral.

Entre ellos aparece Jorge Palomo Leppe, involucrado en el caso Corrupción Muni-Xela y quien dirigía el Grupo Reish S.A., ya que con distintas constructoras obtuvo un total de Q127.8 millones aproximadamente. Al grupo se une Gabriel Amílcar de León, otro constructor que figuró en el caso y que actualmente es proveedor del Estado con Q109.2 millones.

Marvin Norberto Melgar, Jorge Luis García, José Francisco Sac y Gabriel de León también participaron en la entrega de comisiones. En total, según el informe del MP, pactaron 16 obras de construcción y reparación de hospitales.

Una segunda estructura era mediada por Juan Manuel Peláez, un excandidato a diputado al Parlamento Centroamericano (Parlacen) con el desaparecido partido PRI. Otros cuatro constructores: (Constructora Tacaná, Diseño y Construcciones y Opción Técnica S.A.) y Willy Vásquez, el máximo constructor del occidente del país, pactaron alrededor de 25 obras de construcción.

Ellos eran parte de los proveedores en donde Peláez recibía comisión y era trasladada a Pérez y Villavicencio.
En la última línea de la organización aparecen Roberto Dávila, Serco, el consorcio Abantia-Cicisa, Construvias y Confuerte. Para que a dichas empresas les fueran adjudicados los proyectos se tuvo la intervención de actuales diputados del Congreso, contra quienes se presentó solicitud de retiro de inmunidad.