Domingo 20 DE Septiembre DE 2020
Nación

Degenhart, el responsable de negociar el acuerdo de “Tercer País Seguro”

El Ministro de Gobernación no se ha pronunciado o dado alguna explicación sobre su actuar en la negociación de hacer de Guatemala un país que acogiera a las personas que solicitaron asilo en Estados Unidos.

 

Fecha de publicación: 16-07-19
Los funcionarios guatemaltecos en reunión con el secretario de Seguridad, Kevin McAleenan, y los asesores de Trump.
Por: CINDY ESPINA cespina@elperiodico.com.gt

El ministro de Gobernación, Enrique Degenhart, es quien desde hace un mes y medio ha negociado con su homólogo estadounidense, Kevin McAleenan, la firma del acuerdo de “Tercer País Seguro”. Degenhart, guiado por el Departamento de Seguridad Interna a cargo de McAleenan, fue el de la idea y elaboración del borrador de este convenio.

La discusión sobre la firma de “Tercer País Seguro” inició después de que el 27 de mayo, en el Palacio Nacional, el Ministro de Gobernación firmara un acuerdo de cooperación con el secretario de Departamento de Seguridad. A partir de ese momento los viajes de Degenhart han sido semanales y algo que destacaba siempre como “un éxito” ante los medios de comunicación. Sin embargo, los detalles sobre las discusiones siempre los mantuvo en secreto y negó en más de una ocasión que se buscaría firmar un acuerdo de “Tercer País Seguro”.

EL AUSENTE

Ahora, que de momento los planes de establecer el acuerdo de “Tercer País Seguro” han quedado frustrados, el Ministro de Gobernación no ha emitido ningún pronunciamiento y no dado explicaciones sobre su actuar.

Francisco Villagrán, exembajador de Guatemala en Washington D.C. y en la ONU, indicó que Degenhart es quien le debe una explicación a la población, ya que fue él quien negoció la firma de este acuerdo. Villagrán calificó como “extraño” el papel del Ministro de Gobernación en este tema, ya que hubo un momento cuando el funcionario presumió lo de “Tercer País Seguro”, como una certificación para Guatemala.

Este acuerdo se llama “Tercer País Seguro”, no por la seguridad del lugar, sino que así decidió llamar Estados Unidos a los países que acogen como refugiados a las personas que hacen una solicitud de asilo en su territorio.

Trump anunció modificaciones a los requisitos para pedir asilo en EE. UU.

Fue hasta ayer que Degenhart tuvo presencia mediática, ya que en una fotografía del Ministerio de Relaciones Exteriores, el funcionario guatemalteco aparece al centro de la imágen con su homólogo estadounidense; alrededor de ellos posan la canciller, Sandra Jovel; el embajador de Guatemala en Washington, Manuel Espina; el embajador de Estados Unidos en Guatemala, Luis Arreaga, y el ministro de Trabajo, Gabriel Aguilera.

Los funcionarios guatemaltecos conversaron ayer con los estadounidenses en Washington D.C., como parte de las reuniones que se tenían planificadas en el marco de la visita oficial de Morales a Estados Unidos. De nuevo el gobierno fue hermético en informar sobre los temas y decisiones discutidas, por lo que negaron información a los medios de comunicación.

EL OTRO PLAN

Después de que Donald Trump, presidente de Estados Unidos, cancelara el encuentro bilateral con Jimmy Morales, el Departamento de Justicia anunció modificaciones a los requisitos que una persona debe cumplir para pedir asilo en EE. UU.

Las nuevas reglas van enfocadas a reducir la presencia de migrantes centroamericanos en territorio estadounidense. Los requisitos consisten en que cualquier persona que desee pedir asilo a Estados Unidos y cuya entrada haya sido por las fronteras del sur de ese país, debió haber fallado antes en su solicitud de asilo en un tercer país, el cual puede ser alguno de los países que cruzó en su recorrido para llegar a Estados Unidos. Estas nuevas reglas no aplican para los mexicanos, ya que comparten frontera con EE. UU.

El fiscal general de EE. UU., William Barr, explicó que estas modificaciones se hicieron con el objetivo de reducir la crisis humanitaria que se vive en las fronteras del sur estadounidense y para desalentar la migración hacia Estados Unidos.

Impugnarán decisión

La Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU), la mayor asociación de defensa de los derechos humanos en ese país, se prepara para impugnar las modificaciones a los requisitos de solicitud de asilo. “El gobierno de Trump está tratando de revertir unilateralmente el compromiso legal y moral de nuestro país de proteger a quienes huyen del peligro. Esta nueva regla es ilegal y la demandaremos”, dijo Lee Gelernt, subdirector del Proyecto de Derechos de los Inmigrantes de la ACLU. El presidente del Comité de Seguridad Nacional del Congreso, Bennie Thompson, también la cuestionó por “xenófoba” y “racista”. “Es ilegal y debe ser frenada”, dijo.