Sábado 17 DE Agosto DE 2019
Nación

Organizaciones recusan a Claudette Domínguez para que no conozca expediente contra suegro del diputado Galdámez

Luis Mendoza García, general retirado y exministro de la Defensa, es señalado de genocidio y delitos contra la humanidad en el conflicto armado interno, pero entidades civiles dudan de la imparcialidad de jueza para llevar el caso.

Fecha de publicación: 25-06-19
Foto: Archivo / JM Lam
Por: Katerin Chumil / Rony Ríos / elPeriódico

Porque dudan de la imparcialidad de Claudette Domínguez como jueza, la Asociación para la Justicia y Reconciliación (AJR) y el Centro para la Acción Legal en Derechos Humanos (CALDH) la recusaron hoy para que no conozca el expediente penal abierto contra el general retirado Luis Enrique Mendoza García, señalado de genocidio y delitos contra la humanidad en el conflicto armado.

El también exministro de la Defensa Nacional –y suegro del actual diputado y excandidato presidencial del progubernamental Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación), Estuardo Galdámez–, está sindicado por la Fiscalía de haber participado en los planes de asesinato y crímenes ejecutados contra comunidades mayas-ixiles en esa época.

Por lo tanto, AJR y CALDH presentaron este martes ante el Juzgado A de Mayor Riesgo un memorial recusatorio contra Domínguez, porque dudan de su imparcialidad a raíz de los últimos fallos que ha emitido a favor de militares y porque su hermana Kleila Domínguez es una mayor asimilada de alta en el Laboratorio Clínico del Centro Médico Militar.

La audiencia del general Mendoza, capturado por la Policía Nacional Civil (PNC) el pasado domingo 16 en una aldea de Salamá con base en orden judicial expedida el 11 de octubre de 2011, está programada para el martes 2 de julio y se espera que entonces la juzgadora conozca y resuelva la acción presentada por las dos organizaciones, o bien la traslade a una Sala de Apelaciones.

En marzo pasado, Claudette Domínguez otorgó la libertad condicional a nueve integrantes del Ejército Nacional, entre ellas el coronel Juan Chiroy, procesados por el caso conocido como Masacre de la Cumbre de Alaska donde murieron varios pobladores el 4 de octubre de 2012. En su fallo la jueza explicó que no existía peligro de fuga de los sindicados o riesgo de obstaculizar la investigación.