Domingo 15 DE Septiembre DE 2019
Nación

Se reduce brecha de mortalidad materna en Chimaltenango

Referencias para asistencia hospitalaria aumentan gracias al uso de tecnología.

 

Fecha de publicación: 20-05-19
Comadronas consultan la aplicación en sus teléfonos celulares.
Por: ANA LUCÍA GONZÁLEZ / EL PERIÓDICO

A sus 17 años, Antonia no sabía muy bien cómo debía evolucionar su primer embarazo. Vive a 28 kilómetros de la cabecera de Chimaltenango y su salud empeoró a medida que avanzaron los meses. Tenía el cuerpo hinchado y dolor en la boca del estómago. La comadrona le advirtió que tenía una complicación obstétrica y debía ir de urgencia al hospital.

Ante la oposición de su suegra, con quien vive y luego de una decisión familiar, aprueban que la joven madre sea trasladada al hospital. La comadrona pide apoyo urgente por medio de la aplicación móvil que la enlaza con la organización Wuqu’ Kawoq. De inmediato le brindaron servicios de emergencia para trasladarla al hospital de Chimaltenango. En el proceso, una colaboradora de la organización le ofreció acompañamiento a Antonia, le habló en su idioma, el kaqchikel, apoyo que fue vital para tranquilizarla y que pudiera tener un parto con cesárea y con los servicios de salud necesarios.

Hace dos años, la organización Wuqu’ Kawoq implementó en Chimaltenango el uso de tecnología para dar una mejor asistencia en salud materna a la población indígena, la más vulnerable en cifras de mortalidad materna en el país. Ahora mediante una aplicación móvil, cerca de 40 comadronas logran monitorear entre 800 a mil partos anuales en diferentes comunidades. Además, en el último año se implementó la figura de las “navegadoras”, que consiste en el servicio de mujeres que apoyan a través de cuatro turnos a mujeres en los casos obstétricos más complejos para ir al hospital.

“Es difícil cuantificar cuántas vidas se han salvado, pero puedo afirmar que de 24 por ciento de los partos que se referían al hospital gracias a la aplicación, ahora se incrementaron a 62 por ciento en el último año, gracias a las navegadoras”, explica Anne Kraemer, directora del proyecto Sí Madres de la organización Wuqu’ Kawok.

En Guatemala las cifras de mortalidad materna se ubican en 88 mujeres por cada 100 mil partos. Esta tasa es mayor en las áreas rurales y en poblaciones indígenas. Por ejemplo, en Tecpán, Chimaltenango, la tasa de 2018 era de 153/100 mil, según datos del Ministerio de Salud.

La hipertensión es la segunda causa más frecuente de mortalidad materna, afirma Kraemer. En Chimaltenango, se detectó que la tasa de preeclampsia es de 3.11 casos por cada mil partos. En el proyecto Sí Madres, se han detectado 40 casos por cada mil. Gracias a la combinación de tecnología y servicios de apoyo, la tasa se redujo en Chimaltenango desde 2016, aunque es un dato pendiente de certificar.