Jueves 19 DE Septiembre DE 2019
Nación

Sol inclemente: mañana también será caluroso con hasta 40 grados en oriente y 29 en la capital

Declarada “Alerta Sanitaria Especial” por radiación extrema de rayos ultravioleta. Y ayer fue el “Día sin Sombra” en el trópico, lo que vuelve a ocurrir en agosto.

Fecha de publicación: 30-04-19
Por: Tulio Juárez

Aunque meteorólogos precisan que la entrada de humedad por los litorales y el ambiente cálido favorecen por la tarde y noche las lluvias con actividad eléctrica en el Caribe, sur, occidente y la bocacosta, también predicen que –al igual que hoy– tendremos un miércoles de los más calurosos por los penetrantes rayos del sol que, por ejemplo en oriente puede registrar temperaturas de hasta 39 o 40 grados centígrados, de 28 a 29 en la capital y resto del departamento de Guatemala.

En apariencia las condiciones climáticas podrían ser de menos calor en el país, en especial si se cumple lo esperado por el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología de que para horas vespertinas pueden presentarse lluvias dispersas en determinados sectores del territorio guatemalteco. Como ejemplos de probables valores en el clima durante las siguientes horas, de conformidad con el reporte semanal del Insivumeh, se citan los siguientes:

– 39 a 40 grados en oriente

– 38 a 39 grados en Petén

– 33 a 34 grados en costa atlántica

– 39 grados en Zacapa

– 36 grados en Puerto San José

Este martes –y talvez también mañana– Salud Pública lanzó su alerta sanitaria especial a la población para protegerse de los efectos nocivos de rayos ultravioleta, en especial durante las horas de mayor brillo solar –que pueden ir de las 11 am a 4 pm–, por cuanto subrayó que son extremos.

“Día sin sombra”

Guatemala experimentó ayer el fenómeno astronómico del trópico al momento del cénit cuando la trayectoria del astro rey a partir del mediodía estuvo el pleno cenit, exactamente sobre nuestras cabezas, en lo que se traduce como el “Día sin sombra”.

En el caso de nuestro país volveremos a experimentarlo el 13 de agosto al ocurrir en sitios tan lejanos como África y Oceanía, pero curiosamente no en América del Norte, Europa y Asia, porque están fuera de la latitud de -23 grados, según explicación de este fenómeno celeste que proporciona el experto internacional Enrique Pazos en las redes digitales, con gráficas incluidas, así: