Viernes 13 DE Diciembre DE 2019
Nación

Capturan al exministro de Salud, Jorge Villavicencio

Es señalado de participar en firma de pacto colectivo que contenía irregularidades, según el MP, que implicaron el cobro ilegal de Q5 millones 752 mil 937 y pago de Q14 millones por honorarios a un abogado.

Fecha de publicación: 23-04-19
Fotos: JM Lam
Por: Luisa Paredes / elPeriódico

El exministro de Salud Pública y Asistencia Social, Jorge Alejandro Villavicencio Álvarez, fue capturado este martes en la 26 avenida 5-90 de la Plaza Majadas, zona 11, por su vinculación a un presunto caso de corrupción en dicha cartera.

Contaba con una orden de aprehensión dictada por el Juzgado Quinto de Primera Instancia Penal por los delitos de abuso de autoridad y peculado por sustracción en forma continuada.

La Fiscalía Contra la Corrupción lo señala de haber participado en la suscripción anómala del Pacto Colectivo de Condiciones de Trabajo en 2014, en el cual se incluyó un reglamento de gastos de viáticos.

Además, se acusa a exempleados del Minsalud y sindicalistas de complicidad en la sustracción de Q14 millones para pagar honorarios al abogado César Landelino Franco López, por su asesoría al sindicato en las negociaciones del convenio.

Por este caso fueron detenidas en enero pasado 11 personas, incluidos Dora Regina Ruano Saldaña y Luis Antulio Alpírez Guzmán, dirigentes del Frente Nacional de Lucha (FNL) y el Sindicato Nacional de Trabajadores de Salud (SNTS).

Pago por honorarios

Según la investigación, el ministerio giró dos facturas a nombre de César Franco López, por Q7 millones cada una, con fechas 18 de febrero y el 1 de julio de 2014, pero sin que existiera contrato con el Estado que las justificara.

Esos recursos fueron tomados por la administración central del presupuesto de los hospitales Roosevelt y General. Tras recibir el pago, él giró cheques por montos menores a US$10 mil para José Gabriel Sepúlveda López, Rolando Eberto Cancinos Barrios y Javier Eduardo Méndez Franco.

Posteriormente el dinero fue retirado en efectivo. Un total de Q5 millones 752 mil 937 fue retirado de forma fraccionada para evitar que las autoridades rastrearan el destino dado.