Sábado 8 DE Agosto DE 2020
Nación

Licencias de conducir cuestan el doble en el mercado negro

En la zona 1 de la Ciudad de Guatemala hay varias academias de automovilismo pintadas en tonos descoloridos y deterioradas. Se dedican a negociar licencias de conducir. Estos tramitadores cobran hasta Q800 por emitir certificados sin pasar por las pruebas de manejo, lo que duplica el gasto de los futuros conductores en ese trámite.

 

Fecha de publicación: 16-04-19
Los tramitadores pueden llegar a cobrar hasta Q800 por emitir un certificado ilegal en el que se especifique que el portador pasó todas las pruebas de manejo.
Por: KATERIN CHUMIL elPeriódico

Rubí tiene 25 años y le faltan pocas semanas para ser mamá. Está sentada junto a su novio en un centro comercial. Ella se acaricia el vientre y mira para todos lados. Pasan de las 8 de la mañana y todo parece marchar bien. Hicieron al pie de la letra todo lo que les pidieron. A su alrededor las personas transitan apresuradas para llegar a tiempo a laborar. Suena el celular. Rubí atiende. Está nerviosa: busca conseguir una licencia de conducir sin pasar por ninguna evaluación.

El documento lo necesita para manejar “legalmente” a su trabajo después del nacimiento de su beba, para poder moverse sin depender de alguien más. Durante varios años ahorró para comprarse un vehículo y dejar de utilizar el transporte público. Cuando por fin lo consiguió, no sabía manejar muy bien, pero era muy tarde para terminar de afinar los detalles. Ahora la licencia le urge porque faltan pocas semanas para que su hija venga y ella tenga que dejarla en la guardería y luego irse a trabajar.

Su novio y ella no conocían a nadie que hiciera esa clase de “trámites”. Una amiga les recomendó a alguien que trabaja en uno de los centros de evaluaciones. Marcaron el número de teléfono celular que les compartieron. Del otro lado contestó un hombre. “Nos recomendaron con usted”, dijo Rubí.

Esa fue la contraseña para pactar un encuentro. Debían ir a una de las propiedades cercanas a la iglesia que tiene forma de nave espacial, la del líder protestante Cash Luna, situada en Fraijanes, carretera a El Salvador.

Se estacionó otro vehículo detrás de ellos. Bajó un hombre y entró al carro de Rubí y su novio. Les explicó paso a paso qué tenía que hacer Rubí y cómo pasar desapercibida. “Son Q800”, le dijo.

La pareja pensaba que iba a salir mucho más caro. Sin embargo, a los pocos minutos ella ingresó al centro de evaluación, hizo la fila con otras personas y tuvo que cancelar Q700 más del examen teórico y práctico y salió del lugar.

Luego esperaron en el comercial hasta que volvieron a llamar. El mismo hombre que había entrado a su auto les dio el documento que certifica que Rubí aprobó todos los exámenes, debe ir al centro de Emisión con esos documentos para pagar Q50 por un examen de la vista y Q100 si su licencia es por un año (este costo varía dependiendo del tiempo que dure la licencia).

Si hubiera seguido el proceso, tendría que haber sido evaluada por uno de los trabajadores de la academia en la pista –que tiene señalizaciones– con pruebas de retroceso en diagonal, de reversa entre dos vehículos, de retroceso en vuelta y otras.

Otro examinador hubiera valorado sus conocimiento sobre la Ley de Tránsito como: multas, cómo y dónde puede rebasar, el significado de las señales de tránsito y otros. Rubí tendría que haber ganado ambas pruebas con un mínimo de 71 puntos. Si reprobaba algún examen, le programarían una nueva fecha y lo intentaría por segunda vez sin costo extra.

 

La Policía Nacional Civil busca implementar un programa de control de licencias, pero hasta 2020.

Al final del proceso, los evaluadores hubieran certificado que Rubí era una piloto apta para conducir. Y Maycom –el centro de emisión de licencias– le hubiera extendido su permiso luego de un examen de la vista y de que cancelara los años de vigencia. Pero eso no sucedió, porque Rubí tramitó su cartilla de conducir por un proceso ilegal.

En total, Rubí gastó Q1,650 por una licencia irregular, el doble de lo que hubiera cancelado al hacer el trámite con las pruebas de manejo.

Si bien no hay cifras oficiales, en una de las Academias de manejo visitadas por ‘elPeriodico’, una trabajadora explicó que el 90 por ciento de las licencias se consigue de forma irregular.

SUPERVISIONES A ESCUELAS

Ramiro García Chamán, jefe del Departamento de Tránsito de la Policía, aseguró que la institución supervisa las escuelas de automovilismo para que no realicen irregularidades mientras extienden el certificado de aprobación de las evaluaciones.

Además, reconoce que los centros y las academias extienden estos documentos mediante “tramitadores”, aunque se supone que solamente los trabajadores de las sedes tienen acceso a los certificados.

García Chamán declaró que para desaparecer estas prácticas pondrán en marcha una plataforma, en donde los certificados serán extendidos de forma digital en coordinación con Maycom. La estrategia estaría vigente a partir de 2020.

Luis Amado, gerente general de Maycom, explicó que no tienen conocimiento sobre los procesos irregulares de la compra-venta de certificados. Agregó que la empresa no fiscaliza estos procesos porque le corresponde al Departamento de Tránsito de la PNC.

“Nosotros tenemos la información de cuáles certificados están asignados a cada academia de manejo. Verificamos que esos números estén registrados a los centros”, dijo Amado.

Añadió que también chequean que los certificados tengan sellos y firmas válidas de la institución y dijo que la plataforma que propone García Chamán depende de la capacidad que tenga el Departamento de Tránsito para crearla.

OPERATIVOS

En octubre de 2018, la PNC allanó varios comercios en Quetzaltenango. En una de las propiedades fueron encontradas licencias falsificadas. Juana Aracely Velásquez Pérez fue capturada.

La investigación de la fiscalía señala que en esas propiedades se comercializaban documentos falsos como: licencias de conducir, exámenes de la vista, boletos de Ornato, y otros.

García Chamán indica que durante su gestión no ha ordenado cerrar ninguna academia –aproximadamente son 60– por irregularidades, aunque reconoce que algunas tienen procesos anómalos al emitir los certificados.

El vocero de la PNC recordó que durante 2017 fueron clausurados varios centros por estas prácticas. García Chamán confirmó que estas sedes están en proceso de reiniciar sus labores, porque se supone que los procesos para certificar los exámenes ya no son irregulares.

 

CINCO LICENCIAS IRREGULARES SON DECOMISADAS AL MES

Se supone que existen dos métodos para obtener la licencia de forma irregular: la compra-venta del certificado y la falsificación de la cartilla que está impresa con datos que no encajan con los de la persona que la porta.

Amílcar Montejo, intendente de Tránsito de la Municipalidad capitalina, explicó que en un mes los agentes en promedio encuentran cinco licencias con irregularidades en su diseño –tipo de letra, material y tamaño del documento– durante los operativos que realizan en carreteras.

Montejo añadió que estos casos son remitidos a la Policía Nacional Civil (PNC) para que se haga cargo del proceso.

Sin cifras

elPeriódico solicitó ante el Observatorio del Departamento de Tránsito de la Policía Nacional Civil (PNC) las estadísticas de cinco años (2013 – 2018) sobre cuántas personas reprueban y repiten las evaluaciones para obtener su certificación, sin embargo, 10 días después Comunicación Social informó que no era posible dar a conocer esos datos porque el Departamento Jurídico realizaba el “conteo” y no los enviaron.

La comunicadora pidió también que se hiciera la solicitud mediante acceso a la Información Pública, aunque no compartió la dirección –ni electrónica ni física– para realizar el trámite.

 

“También aceptamos tarjetas” Trabajadora de academia:

En la 15 calle y 6a. avenida de la zona 1 de la ciudad hay una academia de manejo que extiende los certificados irregulares. Lo reporteros del elPeriódico solicitaron información sobre el trámite a una trabajadora.

“Normalmente nosotros cobramos Q1,500 y se la entregamos. Pero como usted dice que ya habló con alguien y la refirió, lo menos que le podemos cobrar son Q1,300 y le damos el certificado”, dijo.

¿Qué necesito para que me lo entreguen?

– Solo su Documento Personal de Identificación (DPI).

¿Consiguen el examen de la vista o debo de pagarlo afuera? 

– Sí lo conseguimos, pero si tiene algún problema con la visión puede ir a la óptica que está aquí a la vuelta. Allí ya no le hacen el examen si dice que va de parte de nosotros, siempre le cobran los Q50, pero eso lo paga en todas las ópticas autorizadas.

¿No existe ningún riesgo cuando vaya a Maycom y que me cuestionen sobre si hice los exámenes?

– No, si fuera así tuviéramos problemas con toda la gente que viene, incluso ahorita atendí a un señor que quiere lo mismo.

¿También vino por un certificado?

– Sí, todos los días son así. Tal vez, obviamente no se dan cuenta, pero del cien por ciento de personas que sacan su licencia, el 90 por ciento no se hacen el examen, incluso en el centro de evaluación.

¿También los venden allí?

– Por así decirlo…

¿Como son las formas de pago, solo aceptan efectivo?

– También aceptamos tarjeta, pero tiene un recargo de Q65.

Me dijeron que en Maycon debo llevar la factura de la academia, ¿aquí me la dan?

– Por eso no se preocupe nosotros le entregamos todo.