Jueves 18 DE Abril DE 2019
Nación

El agua puede dejar de ser un bien público

Municipalidades tienen hasta el 2 de mayo próximo para presentar plan de tratamiento mínimo de saneamiento, según Acuerdo 138-2017.

Fecha de publicación: 22-03-19
Por: Por Claudia Ramírez / elPeriódico

Con el lema “El agua es vida y la vida se protege” dio inicio la conferencia de prensa ofrecida por miembros de la Alianza para el Desarrollo Rural Integral (ADRI), quienes participan en el proceso de diálogo por el Desarrollo Rural Integral y la Resolución de Conflictividad Agraria y Ambiental.

Cerca de la conmemoración del “Día Mundial del Agua”, la AGRI exhortó a los gobiernos municipales para que junto con la sociedad civil se interesen por el cuidado del agua potable y cumplan su papel para abastecer a la población de un líquido que se encuentre en óptimas condiciones para el consumo humano.

Asimismo, Ruth Tánchez, miembro de la AGRI, indicó que desde 2006 establecieron el Acuerdo 236-2006 bajo el nombre “Reglamento de las descargas y reuso de aguas residuales y de la disposición de lodos”, donde se concretaron plazos para que las comunas formaran sistemas para tratamiento y recuperación del vital líquido.

En 2017 se llevó a cabo una reforma del acuerdo y se estableció que todas las municipalidades tendrían hasta el 2 de mayo de este año para cumplir, por lo menos, con tener en operación sistemas de tratamiento completos para las dos descargas principales que se reporten en el inventario; este es el primero de cuatro plazos que estipula deberán cumplir.

Israel Macario, otro miembros de la AGRI, indicó que el mal manejo de los desechos afecta el agua de los ríos de la cual viven muchas comunidades rurales; además, recomendó a los ciudadanos del casco central capitalino cuidar el uso que le dan al agua potable ya que “esta no nace de los grifos” y los desechos sólidos contaminan las fuentes de este líquido vital.

Por su parte, Juan José Socop, participante de la mesa de diálogo, hizo un llamado a la población guatemalteca a tomar conciencia con el consumo de este recurso hídrico, porque está dejando de ser un bien público y nadie puede vivir sin él.

Etiquetas: