Miércoles 24 DE Abril DE 2019
Nación

Thelma Aldana: “No me someteré al chantaje, persecución y linchamiento

Fecha de publicación: 06-10-18
Aldana dejó su cargo como fiscal general en mayo pasado. Por: Katerin Chumil elPeriódico

“No me prestaré a las intenciones ilegales e inmorales de cuestionar mi integridad”, señaló la exfiscal general Thelma Aldana mediante sus redes sociales, al anunciar que no rendirá cuentas a los congresistas que conforman la comisión que fiscaliza la compra de un edificio para el Ministerio Público (MP).

Los integrantes de la sala de trabajo esperaron en el Salón del Pueblo a Aldana, a quien habían citado para que explicara detalles de la adquisición del inmueble.

El presidente de dicha comisión, Juan Ramón Lau, negó que se tratara de una persecución política. En tanto, Fernando Linares Beltranena retó a la exfuncionaria con la frase “el que nada debe nada teme”. Sin embargo, Aldana no se presentó a la cita.

“Durante meses he sido objeto de calumnias y las últimas semanas de ilegales intentos de someterme a un juicio político dirigido por los intereses de un diputado señalado en casos de corrupción, que conformó una comisión ilegal e inmoral con otros legisladores cuestionados”, aseveró Aldana.

El primer vicepresidente del Congreso, Felipe Alejos, creó dicha comisión especial para auditar el proceso de la adquisición del inmueble valorado en Q35 millones, el cual se ubica en la zona 5.

Alejos enfrenta una solicitud de antejuicio por su supuesta participación en un grupo que habría agilizado las devoluciones de créditos fiscales a empresarios, según la investigación de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

“La Contraloría General de Cuentas (CGC) auditó el proceso de adquisición y el avalúo de la propiedad fue realizado por la Dicabi del Ministerio de Finanzas Públicas. Alquilar un edificio en lugar de adquirirlo significa una renta millonaria anual”, señaló Aldana.

El edificio
La exfiscal general Thelma Aldana explicó que la compra del edificio fue realizada para instalar al personal de la Dirección de Análisis Criminal, porque en la sede central – zona 1– estaban en condiciones inadecuadas.

Añadió que la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres advirtió, desde hace tres años, que las instalaciones centrales del ente investigador sobrepasaron la carga de ocupación máxima y esto viola las normas de seguridad de sus ocupantes.

Etiquetas: