Martes 13 DE Noviembre DE 2018
Nación

Pompeo: lucha contra la corrupción seguirá con una CICIG “reformada”

Representantes estadounidenses demandan a Mike Pompeo tener una postura que condene las acciones del Gobierno de Guatemala en relación a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala.

Fecha de publicación: 06-09-18
El secretario de Estado, Mike Pompeo, habló por teléfono con el presidente Jimmy Morales. Por: Cindy Espina cespina@elperiodico.com.gt
Más noticias que te pueden interesar

El Gobierno de Estados Unidos (EE. UU.) ha marcado una línea de acción, que pretende calmar el conflicto que el gobierno del presidente Jimmy Morales tiene con la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

El secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo, anunció que por medio de una llamada telefónica a Morales le expresó el apoyo de su gobierno para continuar con la lucha contra la corrupción con una “CICIG reformada”.

“Ellos –Pompeo y Morales– discutieron la importancia de continuar nuestra cooperación en la lucha contra la corrupción y la impunidad, y los esfuerzos del Gobierno de Guatemala en trabajar con la CICIG”, establece el comunicado de prensa que emitió el Departamento de Estado.

Este es el primer pronunciamiento directo del Gobierno estadounidense sobre la situación de la Comisión, después de que el Consejo Nacional de Seguridad recomendó a Morales no prorrogar el mandato de la CICIG y de impedir el ingreso de Iván Velásquez, titular de ese ente, al país.

El único pronunciamiento sobre Guatemala, fue un mensaje por medio de Twitter, en el cual Pompeo agradecía el trabajo de la administración de Morales en el combate al narcotráfico.

Cuestionan postura

El senador demócrata, Patrick Leahy, señaló que la postura en esta situación de conflicto debería ser enfocada a “condenar” lo que ocurre en Guatemala y reafirmar su apoyo a la CICIG y al comisionado Velásquez. “Lo que realmente le debe preocupar al Departamento de Estado es qué pasará con la lucha contra la corrupción y crimen organizado, si el presidente Morales logra desmantelar a la CICIG”, declaró Leahy.

Por su parte, la congresista demócrata Norma Torres envió una carta al secretario Pompeo en donde le manifestó su preocupación, porque a su criterio el pronunciamiento del funcionario estadounidense no había sido efectivo, por lo que lo instó a dar una declaración pública.

“Si el mandato de CICIG expira y Guatemala continúa en su situación actual, el país será de nuevo una atracción para el crimen organizado y el lavado de dinero”, indica la misiva que Torres mandó a Pompeo.

 

El jefe de la CICIG, Iván Velásquez, junto al senador Eliot Engel.

Reafirma postura 

Antes de que el Gobierno de Estados Unidos diera a conocer su postura de reformar la CICIG y que los representantes estadounidenses manifestaran su descontento, el presidente Morales, la canciller Sandra Jovel; el ministro de Gobernación, Enrique Degenhart, y el procurador General de la Nación, Jorge Luis Donado, explicaron las razones por las cuales resolvieron que Iván Velásquez es una amenaza para la seguridad nacional y por lo tanto se debe prohibir su ingreso al país.

Según el Presidente, la presencia de Velásquez genera ingobernabilidad y polarización, lo cual afecta a la “paz” del país. La Canciller, por su parte, hizo fuertes señalamientos, ya que acusó a la CICIG de ser un cuerpo clandestino y aseguró tener pruebas de esas acusaciones que fueron denunciadas ante la ONU.

“El propósito de la CICIG en Guatemala fue erradicar los aparatos clandestinos y de seguridad… por el contrario, lamentablemente la ejecución del acuerdo, sin la observancia de las debidas garantías constitucionales ha causado efectos nocivos los cuales es preciso enmendar. Al hacerlo, la CICIG se convirtió en una estructura paralela, a imagen de los aparatos que estaba destinada a combatir”, expresó la Ministra de Relaciones Exteriores.

El Ejército en las calles

El ministro de Gobernación, Enrique Degenhart, explicó que la presencia de vehículos militares en las calles no responde a un acto de intimidación.

Degenhart dijo que la presencia de estos jeeps artilleros en las calles de zona 14 y frente a la embajada de Estados Unidos en zona 10 “son parte de patrullajes normales” debido a los altos índices de criminalidad en esas dos zonas. Los vehículos que patrullaron en la zona 14 y frente la sede diplomática, fueron donados por Estados Unidos, para utilizarlos en las Fuerzas Combinadas Chortí (Ejército y PNC). Este grupo de seguridad es exclusivo para patrullaje en puntos fronterizos para el combate al narcotráfico.

 

Etiquetas: