Domingo 23 DE Septiembre DE 2018
Nación

En aumento los casos de mortalidad materno-infantil

Los decesos ocurren en regiones con mayor índice de pobreza. Huehuetenango, Alta Verapaz y Totonicapán ocupan los primeros puestos.

Fecha de publicación: 06-08-18
Según las cifras del Osar, solo en Huehuetenango se han registrado 54 casos de este tipo. Por: Enrique García elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

Uno de los compromisos de los Acuerdos de Paz, es que el Gobierno debe de dar prioridad a la lucha contra la desnutrición, saneamiento ambiental, salud preventiva y buscar soluciones de atención primaria, especialmente la materno-infantil. Sin embargo, ante la falta de estrategias en la actual administración, el resultado es negativo ya que el número de casos va en aumento.

Datos reportados por la Dirección de Área de Salud del ministerio de Salud dan a conocer que, al 25 de julio, se han registrado 238 muertes materno-infantil. Huehuetenango, Alta Verapaz y Totonicapán son las regiones que más casos contabilizan, pues casi llegan al total de fallecidos con que cerraron estos tres departamentos el año pasado.

Para el Observatorio de Salud Reproductiva (Osar) el problema se genera en la falta de estrategias para reducir estas muertes. Solo en Huehuetenango se han registrado 54 muertes, según la diputada Karla Martínez, los datos más relevantes son que 32 ocurrieron en menores de 18 años y un caso de 12 años.

“Esto evidencia que habrá un aumento este año”, indicó Martínez al manifestar que los números al igual que el año pasado afectan a los municipios del norte del departamento.

Mirna Montenegro, Secretaria Técnica del Osar, indicó que estos datos, principalmente en las tres regiones, evidencian que los lugares con más pobreza son los que menos servicios públicos tienen.

La experta indicó que existe un Plan Nacional para la Reducción de muertes 2015-2020, el cual tiene cuatro componentes que deben de trabajar las autoridades de Salud: competencia personal y ambiental, planificación familiar, hogares maternos y vigilancia. Montenegro agregó que en Huehuetenango, donde existen los mayores índices de estas muertes, se iniciarán programas como el uso de misoprostol, el cual evitaría este tipo de muertes por “retención de placenta”.

Monitoreo

El titular de la cartera de Salud, Carlos Soto, indicó que existe dentro del ministerio una comisión que se dedica a monitorear los datos, aunque manifestó que no han concluido con el cierre de los mismos, refirió que a comparación del año anterior hubo una reducción. “La comisión analiza cada muerte”, aseguró.

El funcionario agregó que existen programas establecidos en donde se lleva un control exacto de embarazos de todas las edades y se le da seguimiento a cada uno. En el caso de Huehuetenango, explicó que se tuvo un problema recientemente ya que en el norte del departamento en algunos municipios la población no dejó ingresar a los médicos del ministerio.

 

Etiquetas: