Martes 18 DE Junio DE 2019
Nación

Marhnos se perfila para obtener contrato Escuintla-Puerto Quetzal

Esta empresa fue beneficiada por la concesión de la autopista Palín-Escuintla.

Fecha de publicación: 04-07-18
El tramo de Escuintla hacia el Puerto Quetzal consiste en más de 40 kilómetros, desde el 60.9 al 102.1 .
Por: Geldi Muñoz Palala elPeriódico

Marhnos como parte de un consorcio se colocó con ventaja para obtener el contrato para la construcción de una carretera con peaje entre Escuintla y Puerto Quetzal.

 La empresa ofreció 36.13 por ciento adicional al cinco por ciento de canon que deberá compartir con el Estado.

La firma de capital mexicano tiene la concesión por 25 años de la autopista Palín-Escuintla, participa por primera vez en la modalidad de una Alianza Público Privada (APP).

Las otras dos empresas competidoras son Mota – Engil Latin America B.V. y ANAS International Enterprise S.p.A. las que presentaron su oferta de tres por ciento y 2.01 por ciento adicional, respectivamente.

Las tres compañías participaron en el proceso de licitación que se inició en 2017 en la precalificación, junto a otras siete.

La primera APP

La transformación del actual tramo carretero de la ruta CA-9 Sur A, que conecta Escuintla con el Puerto Quetzal, del kilómetro 60.9 al 102.1, es la primera APP que licita la Agencia Nacional de Alianzas para el Desarrollo de Infraestructura Económica (Anadie).

Según las bases de licitación, el participante privado se encargará de la rehabilitación, administración, operación, mantenimiento obras complementarias de dicha autopista con cobro de peaje, durante 25 años, incluye tres años para la construcción.

Deberá compartir un canon (uso de la carretera) del cuatro por ciento en los primeros ocho años de operación del proyecto. Después una base de cinco por ciento más la oferta económica (el porcentaje adicional que se ofreció) a partir del primer día del noveno año.

Competencia

El director de Anadie, Roberto Sagastume, explicó que la competencia entre oferentes por el canon es para recibir una mejor oferta de ingresos al Estado y que no se establezca un monto fijo como sucedió en el tramo de Palín-Escuintla o las regalías mineras. “Estamos sorprendidos del porcentaje ofrecido”, pero aclaró, que todo se hizo de manera transparente.

El funcionario agregó que la firma prevé algunos temas de operación y de explotación que eventualmente el Estado no ve, y sucede en estos proyectos, que el participante privado tiene otras fortalezas y justificó: “Lo importante es el cumplimiento de los estándares técnicos y de los servicios asociados a la infraestructura pública”.

El gerente general de Marhnos, Juan Martínez Venegas, considera que los más de 20 años de experiencia que tienen en el país y las economías de escala que poseen les permitió presentar una mejor oferta que los competidores.

Víctor Barrios, representante de ANAS International, comentó que el proceso fue transparente y cada empresa propuso un número, por ello no cabe impugnar. Respondió que quizá hubieran podido ofertar un poco más, pero se requería afinar los números.

El procedimiento

La comisión debe elaborar el acta y la resolución de adjudicación. Luego se eleva al Consejo Nacional de Alianzas para el Desarrollo de Infraestructura Económica (Conadie) quien deberá aprobar o improbar lo actuado. Una vez aprobado se le notifica a la firma ganadora, para que presente la propuesta al Congreso. Se espera para el primer trimestre de 2019 iniciar la construcción.

10

mil  vehículos livianos, 3 mil 800 vehículos pesados y más de 1,200 autobuses circulan diariamente por ese trayecto.

US$80

millones se estiman  de inversión para la rehabilitación y construcción de obras complementarias y proyecto.

Q8 y Q10

millones al año se estima que el Estado recibirá por pago de canon. Si Autopistas de Guatemala se queda con el proyecto a partir del año nueve sería hasta Q40 millones.