Miércoles 14 DE Noviembre DE 2018
Nación

Crímenes, intrigas y la justicia al servicio de los Melgar Padilla

Para entender el enredo legal ocasionado por el conflicto que da lugar a los hechos relacionados a la detención del exfiscal Rony López y la orden de captura contra el militar Erick Fernando Melgar Padilla, es necesario remontarse a los años sesenta.

Fecha de publicación: 20-02-18
Por: Redacción elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

El  diputado Armando Melgar Padilla, hermano del coronel Erick Fernando, se ha convertido en el poder tras el trono.  Es conocido como el hombre que mueve los hilos de la Presidencia de la República, lugar que se ganó desde la campaña electoral cuando fungió como jefe de seguridad de Jimmy Morales, cargo que ha sabido retribuirse desde que inició el presente gobierno, primero en la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad (SAAS) y luego cubriéndose bajo el manto del antejuicio en una curul, luego de señalamientos en su contra.

Su hermano Erick Fernando Melgar Padilla también ha obtenido beneficios en la institución armada, como el reciente ascenso a general de Brigada y Comandante de la Guardia de Honor.

Génesis

El 7 de septiembre de 1962 murió Óscar Melgar Colón, padre de José Armando, Óscar René y Emilia Aracely Melgar, abuelo de Armando y Erick Melgar Padilla, heredero de varias fincas ubicadas en Santa Rosa. Los hermanos Melgar Moreno otorgaron el mandato a su madre, Bernarda Moreno Solares. Una serie de compras y ventas de terrenos entre los tres hermanos se efectuó en los siguientes años, hasta que en 1993, Emilia Melgar Moreno –tía de los Melgar Padilla– decide plantear un juicio de nulidad de las escrituras de compra venta, en el que firma su madre Bernarda, mediante un mandato. En 1994 se une a la maraña judicial, José Armando Melgar Moreno, quien presentó un juicio de nulidad por el mandato otorgado a su progenitora. En varias instancias, les denegaron la nulidad a ambos.

En 2009, las discrepancias entre los hermanos siguen de mal en peor, cuando el padre del diputado presenta una querella penal en contra de su hermano,Óscar René Melgar Moreno, su cuñada, Rica Gloria Gramajo y el notario a cargo de faccionar una escritura, a quienes acusa de falsificar la firma de su madre –Bernarda Moreno Solares– en los documentos del mandato.

Aunque hasta esa fecha se evidencian intentos por amedrentar a jueces y fiscales, es a partir de la captura de los esposos Melgar Gramajo cuando se intensifican las acciones judiciales fraudulentas para vincularlos a un proceso penal.

El 13 de mayo de 2011, Óscar Melgar Moreno y su esposa, son detenidos. Los acusadores solicitan que se efectúe un examen grafológico a la firma de Rica Gloria Gramajo, pero se rechaza la petición debido a que los documentos originales se extraviaron. El 24 de mayo de ese año la jueza Verónica Galicia otorgó libertad por falta de mérito a la señora Gramajo. En julio concedió la libertad de su esposo, Óscar.

Un perito camaleónico

El perito del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) Omar Erasmo Ortiz Maquín, determina el 3 de diciembre de 2010 que es imposible realizar un peritaje de escrituras públicas, donde se plasman las supuestas firmas falsificadas de Bernarda Moreno Solares, atribuidas a Rica Gloria Gramajo, sobre una fotocopia, debido a que los originales fueron sustraídos.

En el documento se consigna que por segunda vez se indicó que “no se puede realizar el peritaje de documentos sobre fotocopias, debido a que las mismas sufren una serie de variaciones, produciéndose en la mayoría de casos características inexistentes a consecuencia del toner, calor o desperfectos del rodillo”.

Sin embargo, el 12 de diciembre de 2012, el mismo perito, bajo las órdenes del exdirector del Inacif, Jorge Nery Cabrera –quien asumió el cargo cinco meses antes y trabajó muy cerca con Erick Fernando Melgar Padilla, en ese entonces director General de la Dirección General de Control de Armas y Municiones–, emite el peritaje grafotécnico en las fotocopias, y determina que existe una serie de similitudes de las firmas de la señora Bernarda Moreno Solares con las de Rica Gloria Gramajo Mazariegos, quien accedió de forma voluntaria a plasmar su firma para que se efectuaran las comparaciones. El dictamen fue elaborado en  17 días.

“Vengo en nombre de Erick”

El juez Walter Villatoro es el contralor del caso. El 27 de mayo de 2012, Villatoro goza de sus vacaciones, por lo que el caso lo conoce el juez Percy Ralda. El defensor presenta una acción en ese periodo y el abogado Francisco García Gudiel llega a la audiencia y grita en tres ocasiones que va en representación del militar “jefe del Digecam”  Erick Melgar Padilla y en su nombre pide que se suspenda la audiencia.  Según el audio, Ralda atiende la petición y la audiencia es conocida al regreso de Villatoro.

 

Asesinato de Armando Melgar

El 9 de diciembre de 2012, según las propias declaraciones de la familia Melgar Moreno, incluyendo su esposa Vilma Judith Padilla, dan un paseo por los cafetales, y lo dejan solo por varias horas, a pesar de su avanzada edad y que días antes, según testigos, la víctima se lastima el brazo y utiliza cabestrillo.

Cuando regresan, encuentran muerto a balazos a Melgar. La familia de Melgar entrega posteriormente sus teléfonos celulares sin chip.

Es allí donde el exfiscal Rony López inicia a conocer el proceso en la capital y conexa los casos del asesinato y la disputa de las fincas.

La familia Melgar Padilla incrimina al pastor evangélico Everardo García Peña, de origen mexicano, quien resulta condenado a 26 años de prisión. Las autoridades comprobaron que Erick Melgar Padilla, junto a Dora Elizabeth Bonilla Berger, visitan en prisión a García para pedirle que a cambio de su libertad, involucre como los autores intelectuales del hecho a los esposos Melgar Gramajo.  El condenado se resiste a hacerlo.

El 13 de octubre de 2015, Rony López logra la captura de los esposos Melgar Gramajo, junto a cinco integrantes de la banda que se dedicaba al despojo de propiedades, denominada Los Pelones. El fiscal López le denomina al caso Operación Hawái.

La muerte de Óscar René

Óscar Melgar Moreno contrae dengue y sufre complicaciones por padecer de diabetes. Aún cuando se desmaya en una audiencia y presenta cuadro de vómitos, el juez contralor Walter Villatoro permite que continúe en la audiencia, aunque ordena al Inacif que se le evalúe.

El médico del Inacif, Julio Antonio Motta, consigna en su informe que no encontró al paciente cuando llegó a realizarle el examen. En el mismo informe detalla que “El estado de salud que presenta la persona evaluada al momento del reconocimiento médico forense es Regular…”.

El 22 de octubre de 2015, Óscar René Melgar Moreno fallece a bordo de una autopatrulla, cuando intentaban llevarlo a un centro asistencial, luego de asistir a una audiencia en el juzgado.

 Una declaración desaparecida

De forma extraoficial se conoce que quien habría sido el verdadero sicario, de nombre Vinicio, habría llegado a la Fiscalía de Villa Nueva a confesar que él fue quien mató a Armando Melgar Moreno. Seis meses después el presunto sicario fue asesinado.

Aparece el colaborador eficaz

El 25 de diciembre de 2015, Hugo Leonardo Fonseca es presentado por el Ministerio Público como supuesto autor material del asesinato de Armando Melgar, quien asegura en declaraciones al exfiscal Rony López que quien le ordenó matar a la víctima fue su propio hijo, Erick Fernando Melgar Padilla.

El 29 de diciembre de ese año, el colaborador vuelve a declarar ante el juez Villatoro y se adjudica el asesinato. Agrega que a él le ordenaron que robara la computadora, el dinero y las escrituras y confiesa que el crimen se debió a pleitos por una herencia.

El juez le elimina los beneficios como colaborador eficaz, aunque no revoca su calidad como tal.

 Sin precedentes

En octubre de 2016, luego de que la CICIG se hace cargo del caso junto al MP, la jueza Claudette Domínguez ordena un allanamiento en el Juzgado Décimo y ordena el secuestro del expediente del caso. Un mes después, allanan las oficinas del exfiscal Rony López, quien se declara enfermo y solicita vacaciones. En enero de 2017, López presenta su renuncia. El 28 de febrero de 2017, la Fiscalía dpide la clausura provisional del caso.

Etiquetas: