Jueves 20 DE Septiembre DE 2018
Nación

Seis zonas concentran el 61 por ciento de homicidios en la ciudad

La zona 1 es de las que más incremento registra: de 38 homicidios en 2016 pasó a 70 en 2017, según cifras de la PNC.

Fecha de publicación: 22-11-17
Por: Evelyn Boche  elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

 

Seis zonas de la capital guatemalteca concentran el 61 por ciento de los homicidios que se han cometido en el municipio hasta octubre pasado. En cuatro de las 22 zonas –1, 7, 9 y 18– la cantidad de muertes se ha incrementado.

La zona 1 capitalina muestra uno de los aumentos más significativos de homicidios: de 38 a 70 en diez meses del año. La mayor incidencia de los hechos se registró en el Barrio Gerona, donde se ubica la sede central del Ministerio Público y cercano a la Dirección General de la PNC.

La 18 es otra de las zonas con incremento de muertes violentas, de acuerdo con las estadísticas de la Policía Nacional Civil (PNC). En esta localidad, llama la atención la recurrencia de muertes por estrangulamiento, en 16 de los 120 casos, registrados de enero a octubre de este año.

En contraste, hay zonas como la 14, con una muerte asociada a hechos criminales durante el presente año.

Baja la tasa nacional

Las cifras de homicidios, varían dependiendo qué territorio interese analizar: en todo el país, la tasa por cada 100 mil habitantes ha bajado de 23.13 en 2016, a 22.05 en 2017, de acuerdo con estadísticas oficiales a octubre de cada año.

Por el contrario, durante el mismo periodo de cada año, se ha incrementado de 43.47 a 44.99 en el departamento de Guatemala. Y de este, el municipio central concentra la mayor cantidad de muertes, 658. Villa Nueva, Mixco, Chinautla y San Juan Sacatepéquez.

La PNC contabiliza las muertes por zona de forma absoluta, sin relacionarlas con la población, debido a que las zonas comerciales o industriales suelen tener escasa población asentada y por tanto, la tasa daría cifras disparatadas.

Al buscar respuestas con el viceministro de Seguridad, Ricardo Guzmán, nos refirió con el encargado de los datos en la PNC. Además de las cifras informaron sobre una lista de actividades que articulan las de prevención, inteligencia, investigación a través del Modelo Policial de Seguridad Integral Comunitaria.

Entre estas, figura la planificación de patrullajes conforme al análisis de datos de incidencia criminal, la instalación de puestos de control de personas, vehículos y armas de fuego. También la identificación de personas con el sistema MI3 que ha resultado en varias capturas de personas que tenían cuentas pendientes con la justicia y fueron detenidos en patrullajes de rutina.

La seguridad en las paradas, mercados y áreas comerciales son centros a los que se pone énfasis, según la PNC.

El análisis

El profesor David Martínez-Amador observa que la razón por la cual la ciudad de Guatemala y la zona conurbada de Mixco tienen alta incidencia criminal, es porque son los entornos donde hay recursos económicos que atraen el crimen. “Creo que también se debe a los asentamientos, están creciendo cada vez más, y es ahí donde las maras tienen a su grupo de choque”.

Este podría ser el caso de la zona 18, donde las colonias El Limón, El Paraíso y San Rafael son las zonas con más cantidad de hechos violentos. En esas zonas, la policía ha reportado alta actividad de pandillas e incautación de armas.

En otros casos, hay más incidencia en sitios donde han sido desarticuladas bandas de narcomenudeo, como La Verbena, en la zona 7 o La Terminal, en la zona 4, aquí el último caso fue el de Los Pelones, en octubre pasado.

La zona 1: pugna por  distribución de drogas

En opinión del analista David Martínez-Amador, es importante notar que la violencia está siendo más palpable, en sectores como la zona 1. Los últimos cuatro fines de semana se han registrado balaceras con más de seis personas involucradas. “Eso no es un simple aumento de extorsiones”, apunta.

Podría deberse al interés por “los puntos de distribución de droga, que están dejando ganancias bastante rentables”, añadió.

“Yo sigo en la idea que es algo más de fondo y que tiene que ver con militares y esto de infundir miedo”.

David Martínez-Amador.

Etiquetas: