Domingo 9 DE Diciembre DE 2018
Nación

Dan plazo de cinco semanas para frenar arrastre de desechos hacia playas hondureñas

Fecha de publicación: 24-10-17
Por: Óscar F. Herrera oherrera@elperiodico.com.gt
Más noticias que te pueden interesar

Si el flujo de plásticos continúa, las autoridades hondureñas exigirán una indemnización por la limpieza que han debido hacer en sus playas. 

Durante una reunión celebrada ayer entre las autoridades de ambiente de Honduras y Guatemala, se fijó un plazo de cinco semanas para ver cambios palpables en la llegada de desechos sólidos hacia las costas hondureñas por medio del río Motagua, según dejó en claro el ministro de ambiente de ese país, José Antonio Galdámez.

“Venimos a ratificar el interés y deseo del pueblo y gobierno hondureño que trabajamos para la conservación de los recursos naturales y buscar una solución conjunta sobre el mal manejo y disposición inadecuada de residuos sólidos que son arrastrados por la cuenta del río Motagua”, indicó el funcionario.

Agregó que buscan conocer sobre los avances que de las acciones que se han realizado por parte del gobierno de Guatemala “y ver lo bueno para que no continúe esta situación, de igual forma ver lo que ha fallado para tomar medidas inmediatas”, apuntó.

Dijo que realizarán los monitoreos necesarios durante las cinco semanas siguientes y que de continuar llegando estos desechos, “nosotros nos reservamos los derechos en base a convenios bilaterales de pedir la indemnización correspondiente por los gastos en que hemos incurrido al limpiar nuestras costas”.

Indicó que en temporadas de lluvia, llegan a las costas de Cortés y de Omoa, un aproximado de 600 toneladas de desechos sólidos, los cuales son removidos por planillas costeadas por su gobierno.

“En julio termina la construcción”

El ministro de Ambiente Sydney Alexander Samuels, indicó que en la actualidad se aborda la segunda etapa de la construcción de una “trampa de desechos”, la cual tiene como objetivo retener la basura para evitar el problema.

Sin embargo, indicó que la obra será adjudicada en enero de 2018, para iniciar los trabajos un mes después y que estaría finalizada en julio.

Por aparte habló de una tercera etapa que constituye la construcción de una planta de tratamiento de aguas residuales, para que los 27 municipios que depositan sus aguas residuales en el Motagua, estén conectados hacia dicha planta de tratamiento para mayo de 2019.

Etiquetas: