Martes 20 DE Noviembre DE 2018
Nación

Falla intento por separar a la CICIG del Caso Chicamán

Fecha de publicación: 16-03-17
Sergio Enríquez Garzaro y Emilene Mazariegos son procesados por cuatro ilícitos. Por: Rony Ríos rrios@elperiodico.com.gt
Más noticias que te pueden interesar

La defensa de Fernando José Siliézar Mena y su hermano Érick Siliézar, conviviente y cuñado respectivamente, de la también sindicada Emilennee Mazariegos, solicitó al juez Víctor Herrera separar del caso a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), al asegurar que esa instancia se extralimitaba de su mandato.

Sin embargo, los representantes del Ministerio Público (MP) y de la CICIG desestimaron los señalamientos y citaron el acuerdo que dio vida a la Comisión, en el cual les permite colaborar y ser querellantes en casos que involucren a estructuras criminales incrustadas en el Estado, por lo que su participación en ese proceso se justificaba al estar involucrados la exdiputada Mazariegos y el exalcalde de Chicamán, Quiché, Roberto Candelario Gamarro.

Finalmente, el juez autorizó la participación de la CICIG y de la Contraloría General de Cuentas como querellantes.

El MP imputó los delitos de asociación ilícita, fraude, peculado, lavado de dinero u otros activos a los 12 sindicados, entre los que se encontraban varios funcionarios ediles de Chicamán y familiares de la exdiputada patriota.

Pastor se entrega

Después de permanecer siete días prófugo Sergio Enríquez Garzaro, pastor adjunto de una conocida iglesia cristiana, se entregó a la justicia y fue enviado a prisión al Centro Preventivo para Hombres de la zona 18.

Enríquez es señalado por el MP de ser propietario de la empresa Mis Mantas, S.A., la cual habría recibido contratos anómalos por Q300 mil, además se le sindica de haber adquirido un vehículo a nombre de la empresa, el cual era utilizado por la exparlamentaria patriota.

12

personas  están involucradas en el proceso por anomalías en la comuna de Chicamán, Quiché.

Etiquetas: