Martes 19 DE Marzo DE 2019
Nación

El dormitorio de “el Smurf” será taller de belleza para reclusas en Fraijanes I

Que los privados de libertad produzcan sus alimentos, es uno de los objetivos del nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria inaugurado ayer.

Fecha de publicación: 07-03-17
Fraijanes I albergará a 150 reclusas. Antes se ubicaba aquí a reos del Barrio 18, quienes fueron trasladados a El Infiernito. Por: Evelyn Boche elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

Algunos parches con piso cerámico que contrastan con el resto del suelo de concreto, es lo único que se conserva de la estadía del Barrio 18 en Fraijanes I, donde arrancará el Nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria.

El dormitorio de Rudy Alfaro, el Smurf, de aproximadamente seis metros cuadrados, con cerámico en tonos tierra, servirá como taller de belleza para las reclusas que deseen integrarse al programa de rehabilitación y reinserción que impulsa el Ministerio de Gobernación, con apoyo de Estados Unidos. El Smurf es el pandillero que amenazó al director de presidios, Nicolás García Fuentes, antes de su traslado a El Infiernito, en Escuintla.

Uno de los modulos que servirán para recibir clases.

Varias capas de pintura ocultan los grafitis en los muros de la cárcel, que, hasta el pasado 21 de febrero, albergó a los líderes pandilleros. Pero en una de sus salas, también con cerámico, la pintura apenas deja traslucir “Travieso”, el apodo de su antiguo huésped, José Luis Reanda.

La cama, televisión y otros electrodomésticos que el Travieso tenía en prisión, fueron sustituidos por libreras y una mesa para lectura para no más de 150 privadas de libertad, quienes serán trasladadas hacia el centro en los próximos días.

Las reglas del nuevo modelo, basado en la experiencia de República Dominicana, son cero hacinamiento, cero manejo de efectivo y cero ocio, y persigue devolver a la sociedad mejores personas, explicó el viceministro de Seguridad, Ricardo Guzmán.

También fue habilitada una amplia cocina.

Para cumplir con la tercera regla, el centro cuenta con una programación desde las 6:00 hasta las 22:00 horas, con periodos específicos para el aseo personal y alimentación de las reclusas, así como para que se capaciten en panadería, peluquería y otras actividades, detalló Guzmán.

La idea es que las reclusas produzcan sus propios alimentos o bien que los puedan vender para obtener ingresos económicos. “La esperanza es que el centro sea autosostenible hasta 50 por ciento de lo que puedan producir acá, desde agricultura, panadería o hacer alianzas con el sector privado para poder producir o maquilar algún producto”, detalló el funcionario.

Se pueden integrar mujeres en prisión preventiva o que estén cumpliendo condena, sin importar el delito, pero de menor peligrosidad, manifestó el funcionario tras la inauguración del programa en Fraijanes I, al que acudió el secretario adjunto para Asuntos Narcóticos de EE. UU., William Brownfield.

El antiguo dormitorio del pandillero apodado el Smurf.

La voluntad de las reclusas es fundamental para ingresar en el programa, añadió Guzmán, porque deben estar dispuestas a aprender un oficio; tendrán oportunidad de ganar dinero por la venta de sus productos o brindar algún servicio, pero de forma controlada en cuentas bancarias de sus parientes o para usarlo cuando salgan de prisión.

“Los privados tienen familia, deben producir para ellos y para la sociedad, porque algunos tienen multas que pagar”, agregó Guzmán.

 La idea es que en el centro no se maneje efectivo para evitar acciones de corrupción; las reclusas vestirán ropa similar para que no se marquen diferencias, comerán lo mismo. Eso sí, algo comestible, no como lo que se sirve en los penales, precisó Guzmán. No se permitirá el ingreso de encomiendas u otros elementos que puedan generar desorden o rivalidad, agregó.

El ordenamiento persigue que Fraijanes I no vuelva al pasado; cuando los pandilleros administraban los espacios, instalaron piso cerámico en sus dormitorios y una barra para baile erótico en el área de visita conyugal, la cual sí fue retirada durante el remozamiento efectuado por los guardias penitenciarios con ayuda del Cuerpo de Ingenieros del Ejército.

Plan para cinco centros

>El Mingob tiene previsto implementar el modelo de gestión penitenciaria en otras cuatro prisiones durante este año. Se inicia con mujeres porque son quienes sufren de más hacinamiento, pero también se hará en centros para hombres, según la cartera.  La nueva promoción de guardias penitenciarios, algunos formados en República Dominicana, estará a cargo de los centros.

Etiquetas: