jueves 23 febrero 2017
Nación

Fuerzas de seguridad en alerta ante plan de ataques sincronizados de las pandillas

Fiscalía del ministerio público avisa sobre posibles atentados como represalias por traslado reos peligrosos.

Líderes de la pandilla Barrio 18 fueron trasladados a la cárcel de máxima seguridad hacia “El Infiernito”  situada en Escuintla, como resultado de las investigaciones derivadas de los ataques contra taxistas, pilotos del transporte público de pasajeros y policías nacionales civiles.

Esto hizo que los antisociales amenazaran al director del sistema penitenciario, Nicolás García Fuentes.

Las amenazas ahora no solo son en contra de García Fuentes, también en contra del sistema de seguridad y los hospitales, tal y como lo detalla este documento de la fiscalía del Ministerio Publico.