Miércoles 14 DE Noviembre DE 2018
Nación

Magistrada Blanca Stalling Dávila es despojada de su inmunidad por el Congreso de la República

Pleno legislativo vota con 119 diputados a favor y solo 5 en contra de retirarle el derecho de antejuicio, por lo que será investigada por tráfico de influencias hacia el juez Carlos.

Fecha de publicación: 02-02-17
Por: Tulio Juárez
Más noticias que te pueden interesar

Con 124 diputados presentes, el pleno del Congreso de la República ha eliminado este mediodía por 119 votos a favor y solo 5 en contra, el derecho de antejuicio a la magistrada vocal VII de la Corte Suprema de Justicia y Organismo Judicial (CSJ/OJ), Blanca Aída Stalling Dávila, por lo que el Ministerio Público y la CICIG tienen carta blanca para investigarla por el señalamiento de tráfico de influencias que cometió al presionar hacia el juez Carlos Giovanni Ruano Pineda.

Este juzgador sería uno de la terna del tribunal que tramitaría el proceso Instituto Guatemalteco de Seguridad Social–Farmacéutica Pisa, en el cual está sindicado Otto Fernando Molina Stalling, por lo que la funcionaria en septiembre del año pasado lo citó –por conducto de la Secretaría General de la Corte–, para decirle que debía considerar acelerar la diligenciación del expediente e incluso otorgar medidas sustitutivas (como arresto domiciliario y fianza) a favor de los procesados.

En la sesión plenaria de hoy, los cinco legisladores que votaron en contra de levantarle la inmunidad a la magistrada –y por ende que conservara el derecho de antejuicio–, fueron Fernando Linares Beltranena, Laura Alicia Franco Aguirre, Armando Escribá Morales, Francisco Tambríz y Tambriz y Armando Quintanilla.

 

En la sesión plenaria de hoy, los cinco legisladores que votaron en contra de levantarle la inmunidad a la magistrada –y por ende que conservara el derecho de antejuicio–, fueron Fernando Linares Beltranena (PAN), Laura Alicia Franco Aguirre (FCN-Nación), Oscar Armando Escribá Morales, Francisco Tambríz y Tambriz y Oscar Armando Quintanilla, (estos tres del bloque Acción Ciudadana).

Antes de entrar a la votación, el único diputado panista cuestionó en el hemiciclo entrar a la misma hoy, porque él tenía “serias dudas” debido a que consideraba incompleto el dictamen circunstanciado de la comisión pesquisidora que dictaminó, lo que a su juicio era grave por cuanto no había claridad en la conclusión, además de criticar –de nuevo– al MP y la CICIG.

Sobre estas instituciones, Linares Beltranena acusó que detectaba intenciones políticas en la investigación que desarrollaron, y que  el informe no contenía el elemento político, lo cual constituía una grave omisión grave de la ley, por lo que “sería irresponsable fundamentar nuestro dictamen en lo que dicen de lo que dicen”. Por lo tanto, en una moción privilegiada pidió entrar a votar dentro de ocho días y… perdió.

Linares fue apoyado en su intento por retardar la votación para la próxima semana por el representante progubernamental Estuardo Gáldamez (FCN-Nación), con el argumento de que  el pleno no debía asumir “una decisión apresurada” . Incluso, en el micrófono espetó que “no estoy de acuerdo que nosotros los diputados sirvamos como instrumentos de manipulación”. Al final de cuentas, votó a favor.

La jutiapaneca Patricia Sandoval Rodríguez (también del oficialista FCN-Nación), hizo uso de la palabra para sugerir al pleno acelerar la votación electrónica y evitar un “retardo malicioso” del procedimiento. Cabe mencionar que su compañera Laura Franco, quien hoy votó defendiendo a la magistrada Stalling, perdió el año pasado la inmunidad por su implicación en el caso de presiones e insultos racistas a la gobernadora de Alta Verapaz, Estela Ventura.

Lo ausentes

Etiquetas: