Sábado 20 DE Abril DE 2019
Nación

Roxana Baldetti, ausente en audiencia de etapa intermedia del proceso La Línea por defraudación aduanera

Pérez Molina acude luciendo un “candado” de bigote y barba, pero la gran ausente es su excompañera de binomio presidencial quien tiene a la misma hora otra diligencia por el caso Amatitlán-AMSA.

 

Fecha de publicación: 30-01-17
Por: Tulio Juárez

Con poco más de una hora de retraso ha comenzado este lunes en el Juzgado B de Mayor Riesgo la audiencia de etapa intermedia para los numerosos sindicados por el Ministerio Público y la CICIG en el escándalo de defraudación aduanera La Línea. Uno de los principales acusados, el expresidente Otto Fernando Pérez Molina, asiste incluso luciendo bigote y una barba blancos en forma de “candado”.

“Yo ya sé que no se va a llevar a cabo la audiencia intermedia”, opinó el exgobernante (2012-15) al escasamente ser abordado por los periodistas de la fuente judicial en medio de un ajetreado caminar hacia la sala, “porque no van a estar presentes todos los que están sindicados”. Y “bien, gracias”, dijo cuando le preguntaron a propósito de su estado de su salud.

La primera en ingresar al recinto del juez Miguel Ángel Gálvez Aguilar fue la exintendente de Aduanas, Claudia Méndez Asencio, capturada el 14 de septiembre de 2015. Posteriormente llegaron otros, como los exsuperintendentes de Administración Tributaria (SAT), Carlos Enrique Muñoz Roldán y Álvaro Omar Franco Chacón, arrestados el 16 de abril del mismo año –el segundo de ellos ocupaba entonces el cargo–.

No obstante, la gran ausente es la ex vicepresidenta Ingrid Roxana Baldetti Elías, quien a través de uno de sus abogados se excusó por no asistir a la diligencia, debido a que hoy también el Juzgado C de Mayor Riesgo lleva a cabo otra audiencia relacionada con el millonario fraude al Estado por el “agua mágica” de Amatitlán, procedimiento que ella sigue por videoconferencia desde la cárcel de Santa Teresa, zona 18.

 

La actividad principió en el nivel 14 de la Torre de Tribunales con la lectura del listado de sindicados y sus respectivos abogados defensores, por parte del juez Gálvez. Drásticos dispositivos de seguridad son notorios en el recinto donde con la mirada numerosos guardias del OJ vigilan los movimientos de quienes ahí se encuentran apostados.

 

Etiquetas: