Miércoles 11 Enero 2017
Nación

Hospital contrata empresa para mantenimiento de seis elevadores

Villeda explicó que mientras se instalan nuevos elevadores, se utilizarán los que están en mantenimiento. Por: Claudia Méndez Villaseñor [email protected]

La empresa Técnicos Globales será la responsables de mejorar las condiciones de los elevadores del Hospital General San Juan de Dios en los siguientes cuatro meses. El lunes, concluyó el proceso de adjudicación convocado el pasado 4 de enero en el portal de compras del Estado, Guatecompras, y ayer comenzó los primeros trabajos.

Esta compañía, que ha sido contratada en otras ocasiones por la Municipalidad de Guatemala, fue la única que presentó una oferta por Q68 mil 40 en la fecha establecida, el 6 de enero.

De acuerdo con las especificaciones del contrato, Técnicos Globales tiene a su cargo el mantenimiento preventivo y correctivo de cuatro elevadores tipo camillero con capacidad para 3 mil 500 libras; uno tipo pasajeros con capacidad de 3 mil libras y uno tipo camillero para 2 mil 700 libras. La empresa también debe revisar el funcionamiento de un elevador de carga.

La contratación, además, establece que la compañía debe asignar personal de planta de lunes a viernes de 7:00 a 16:30 horas y el sábado de 7:00 a 13:00 horas, con el objetivo de vigilar de manera constante la situación de los elevadores. Esto incluye inspeccionar el nivel de la cabina por piso, la limpieza exterior e interior del equipo, que no falle la ventilación y que los botones estén en condiciones adecuadas, entre otros servicios.

Cambio de infraestructura

Juan Antonio Villeda, director del Hospital General San Juan de Dios, explicó que en este centro asistencial hay 13 elevadores y funciona solo el de carga, donde murió una paciente a finales de noviembre de 2016. “Estos seis elevadores van a tener mantenimiento durante cuatro meses, mientras se instalan nuevos, ese es el plan”, dijo.

Esta semana, la bases del concurso serán publicadas en Guatecompras, añadió el funcionario.

 


1

Mujer insuficiencia renal murió dentro de un elevador en noviembre de 2016, luego de permanecer encerrada con dos enfermeras más de cuatro horas.