Lunes 9 DE Diciembre DE 2019
Nación

Ganaderos insisten en que se mejoren sus condiciones tributarias

Los miembros del sector se quejan de la presión impositiva, los azotes de la naturaleza y la falta de certeza jurídica y competitividad.

Fecha de publicación: 14-11-16
La iniciativa de ley presentada en el Congreso busca exonerar a los ganaderos del ISR y del IVA.
Por: Manuel Silva msilva@elperiodico.com.gt

Los ganaderos nacionales han vuelto a quejarse de la situación que viven actualmente debido a pérdidas millonarias causadas por inundaciones que se han dado en fincas ganaderas de distintas regiones del país.

Pero más allá del mal clima y sus efectos, estos productores dicen vivir “su peor momento de la historia por los altos impuestos, la ausencia de certeza jurídica, la falta de competitividad y las dificultades para la comercialización”.

Este sector, al igual que otros en el país, está marcado por la informalidad. Por ello, César Augusto Jordán Oliva, vicepresidente de la Asociación Nacional de Ganaderos, pidió que se generen condiciones “legales y fiscales” para incorporar a la formalidad al 95 por ciento del sector.

Aun así, matiza que si es cierto que no tributan directamente, sí lo hacen por medio del Impuesto al Valor Agregado (IVA) en las compras que hacen. Por ello pidió a las autoridades que aprueben una ley ganadera.

Según el Banco de Guatemala, en 2015 la agricultura, la ganadería, la caza, la silvicultura y la pesca representaron el 13.5 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB). Para 2016, las estimaciones hablan de un 13.4 por ciento. De este total, alrededor del seis por ciento es de ganado vacuno.

La ley que exigen

Esa ley de la que hablan ya fue presentada en el Congreso bajo el nombre de Ley de Fomento y Desarrollo de la Ganadería Bovina, Ovina, Caprina y Porcina de la República de Guatemala. Los ponentes fueron el ganadero y diputado de la Unión Nacional de la Esperanza (UNE) y presidente de la Comisión de Agricultura, Gabriel Heredia, y el parlamentario del partido en el gobierno Julio César Longo.

Esta iniciativa busca que los ganaderos queden exentos del Impuesto Sobre la Renta (ISR) y del IVA, para pagar una tasa única del uno o el dos por ciento. Esto supuestamente traería a más ganaderos a la formalidad.

La medida sería “fiscalmente terrible”, en opinión del economista senior del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi) Abelardo Medina. A esto añadió que no están de acuerdo en general con dar incentivos, porque no hay evidencia a nivel de la región de que eso haya mejorado la producción de una industria o generado más empleo.  Pero si un sector plantea algo así,  al menos que presente estudios para probar que lo que dice es verdadero.

“Lo que pasa en este caso es que hay un gran número de personas que se han escondido por años en un mundo informal cuando no son pequeños productores. Y ahora están tratando de formalizarse para no seguir usando facturas falsas y pagar casi nada. Sería una validación a una defraudación histórica”, agregó Medina.

Millones de vacas

Los ganaderos hablan de 2 millones de personas que trabajan directamente en su sector atendiendo a 2.9 millones de cabezas de ganado bovino. De este, el 49 por ciento es utilizado para producir leche y carne, el 35 por ciento solo carne y el 16 por ciento se dedica exclusivamente a la leche.

 


13.5%

del PIB representó el sector  agropecuario en 2015.