Martes 18 DE Septiembre DE 2018
Nación

Juan Carlos Monzón declara el próximo 18 para extinguirle a Pérez Molina el dominio de dos helicópteros

Juez Villeda declara en rebeldía a representantes de empresas registradas como dueñas de las aeronaves y, si no se apersonan, ordenará a la Defensa Pública nombrarles abogados.

Fecha de publicación: 09-11-16
Por: Amalia Martínez / Julio E. Santos
Más noticias que te pueden interesar

Este miércoles ha comenzado en el Juzgado de Primera Instancia de Extinción de Dominio, deMarco Antonio Villeda Sandoval, el juicio para extinguir y trasladar al Estado dos helicópteros vinculados por el Ministerio Público y la CICIG al expresidente Otto Fernando Pérez Molina, encarcelado por casos de corrupción como La Línea y La Cooperacha, entre otros. Se fijó para el viernes 18 de este mes la declaración del colaborador eficaz Juan Carlos Monzón Rojas.

Sin embargo, punto relevante fue la ausencia de los representantes legales de las empresas Opulens y Baja Global Service que figuran en los registros oficiales como propietarias de las aeronaves con matrículas TG-PES y TG-ORA, por lo cual se les declaró en rebeldía. Si no se apersonan, el juez ordenará al Instituto de la Defensa Pública Penal (IDPP) designar abogados de oficio, por lo cual la diligencia quedó reprogramada para la semana entrante.

La Fiscalía fundamentó sus sospechas de transacciones irregulares que permitieron en el gobierno patriota, a través de una “Cooperacha”, adquirir el aparato TG-PES por US$1.5 millones para obsequiárselo al gobernante por su cumpleaños, y en lo que habrían aportado los ministros Mauricio López –Gobernación, US$250 mil–, Alejandro Sinibaldi–Comunicaciones (US$245 mil)– y Érick Archila –Energía, US$100 mil)– prófugos los dos últimos, así como altos funcionarios.

Otros de los implicados son los generales (retirados) Manuel Augusto López Ambrocio y Ulises Noé Anzueto Girón, ex ministros de la Defensa Nacional en la administración de Pérez Molina, y su exsecretario privado y expresidente de la Junta Directiva del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), Juan de Dios de la Cruz Rodríguez López, detenidos en el Mariscal Zavala por varios casos penales.

La Comisión Internacional Contra la Impunidad y la FECI se enteraron de la existencia de las aeronaves, gracias a la declaración testimonial de Monzón Rojas –secretario privado Roxana Baldetti Elías, y quien se entregó en octubre del año pasado–, y que la entonces vicepresidenta organizó la colecta millonaria para comprar el aeroregalo con el dinero que el ahora colaborador eficaz manejó en el negocio de “La Cooperacha”.

Daniela Beltranena, quien fuera la asistente de Baldetti en la Casa Presidencial y que permanece presa en la brigada militar Mariscal Zavala, administraba el TG-PES modelo Bell 407 GX valorado originalmente en US$3.1 millones. Fue comprado en Estados Unidos el 5 de diciembre de 2014 por la sociedad anónima 407-354 Holding Corp. y el 26 enero del 2015 la presunta compañía Opulence solicitó a Aeronáutica Civil inscribir su matrícula en Guatemala.

El TG-ORA (iniciales de Otto, Roxana y Alejandro) es marca Bell modelo 206B Jet Ranger III, modelo 1978, con un valor aproximado de Q4 millones. Antes registrado como TG-ESP, fue trasladado a Guatemala el 12 marzo de 2009 de conformidad con la Escritura No. 145 y comprado por Ora Holdings en Q200 mil.

La investigación del MP y la CICIG determinó, según lo expuesto en la causa penal que ventila el Juez B de Mayor Riesgo, Miguel Ángel Gálvez Ramírez, que para la obtención de los helicópteros el grupo recurrió a la formación de “empresas de cartón”.

Etiquetas: