Lunes 24 DE Junio DE 2019
Nación

Inmovilizan lancha de Pérez Molina

Fecha de publicación: 04-07-16

El Ministerio Público inmovilizó ayer uno de los bienes muebles del expresidente Otto Pérez Molina. Se trata de una lancha marca Sea Ray 375 Sundancer. Según una investigación de elPeriódico este vehículo era utilizado por la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad cuando el exmandatario o la ex vicepresidenta navegaban en sus yates, que se encuentran a los lados de esta pequeña embarcación.

                                  


 

La afición presidencial por los yates de lujo

Publicado originalmente el martes 21 de octubre de 2014.

 

images-cms-image-000005091

 

El presidente Otto Pérez Molina y su vicemandataria Roxana Baldetti pasan sus días de descanso a bordo de dos lujosos yates Sea Ray modelo 560 Sedan Bridge anclados en Río Dulce, Izabal, de acuerdo con empresarios, políticos y lancheros de la zona. El área donde se construyó la marina y se resguardan los yates es arrendado por la esposa del mandatario a la Ocret.

Navegar  por  el  mar  Caribe, acompañado por el radiante sol caribeño besándote la piel y atracando en paradisíacas playas de aguas cristalinas, es un lujo que ha seducido a varios presidentes: desde  Vinicio  Cerezo  y  su  yate Odiseo, pasando por Jorge Serrano Elías  y  el  Quetzali hasta llegar a Otto Pérez Molina  y Roxana Baldetti Elías, quienes usan sendos yates marca Sea Ray 560 Sedan Bridge cada uno.

Estas lujosas embarcaciones de 17 metros de eslora (largo) que están equipadas con todas las comodidades que requieren los mandatarios y sus familias para disfrutar los fines de semana o sus días de descanso y despejar su mente del ajetreo diario se encuentran anclados en una marina ubicada a la vecindad del puente de Río Dulce, Izabal.

El lujo puede observarse en cada detalle, cuentan con un salón con asientos de cuero para ocho personas, gabinetes de lujo que esconden el equipo electrónico, dos camarotes VIP (una para huéspedes con cama matrimonial y otro principal con cama Queen, disponen de aire acondicionado, calefacción, televisión, baño y ducha) así como un camarote de servicio para la tripulación equipado con una litera de dos camas, armario y un cuartito donde va la secadora/lavadora. La cocina está equipada con estufa eléctrica, horno de microondas, lavatrastos, compactador de basura, máquina de hielo y una mesa para cuatro personas.

Aunque los yates que utilizan el binomio presidencial son modelos entre 1999 y 2001 su estado es excelente; una fuente afirma que la vicemandataria le encargó a una empresa local que remodelara el yate y sus camarotes a su gusto.

Del Odiseo A Don Vito Y SODA

Cuando el presidente Vinicio Cerezo adquirió el yate Odiseo a finales de los años ochenta, este fue un escándalo nacional; sin embargo, el yate del primer mandatario de la era democrática apenas parece una lancha con motor al comparársele con los enormes y lujosos yates en los que se desplazan Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti.

Otros funcionarios de la actual gestión que también han estrenado barco, son   Erick Archila  y  Alejandro  Sinibaldi, que comparten el yate  Bohemio, un Sea Ray Sedan Bridge de modelo más reciente anclado también en Río Dulce, cerca de la marina presidencial y con el cual han viajado con sus respectivas familias a varios destinos en México, Belice y Roatán, Honduras.

Don Vito, el yate que empresarios y lancheros de la zona aseguran que utiliza la vicepresidenta Baldetti, recuerda el nombre del famoso capo italiano Vito Corleone (Andolini), protagonista de la novela El Padrino de Mario Puzzo y que el director Francis Ford Coppola llevó al cine con la trilogía The Godfather I, II y III. “Astuto, galán, divertido y cruel; así como un exitoso hombre de negocios. Don Corleone era el líder de la mafia italiana que tenía la capacidad de manipular a adversarios y reclutar aliados. Aunque es un criminal rudo y violento también es un padre afectuoso y hombre de familia”.

Mientras que el yate que, según los vecinos, utiliza el presidente se denomina Soda. Los yates tienen bandera estadounidense y de Belice, países que abanderan a estas embarcaciones.

El yate Don Vito que los lancheros y vecinos de la zona aseguran que utiliza la vicepresidenta Roxana Baldetti Elías.

El yate Don Vito que los lancheros y vecinos de la zona aseguran que utiliza la vicepresidenta Roxana Baldetti Elías.

El yate Odiseo, propiedad del expresidente Vinicio Cerezo, parece una simple lancha con motor frente a los lujosos modelos Sea Ray 560 Sedan Bridge que utilizan el actual binomio presidencial.

El yate Odiseo, propiedad del expresidente Vinicio Cerezo, parece una simple lancha con motor frente a los lujosos modelos Sea Ray 560 Sedan Bridge que utilizan el actual binomio presidencial.

La marina presidencial

El lugar donde se resguardan los yates   es una marina privada construida en 2012   a menos de 300 metros del puente de Río Dulce; el lugar cuenta con cuatro espacios para guardar barcos.  Según los vecinos ese terreno era anteriormente de la Familia Mendoza, pero estos se lo habrían cedido al mandatario.

En ese lugar están resguardados, además del yate que utiliza el mandatario, el de la vicepresidenta y otro barco de menor calado, un Sea Ray 375 Sundancer de un camarote con cama Queen, una cocineta y  un espacio para comer.

Según los vecinos del lugar, esta embarcación más pequeña es utilizada por el personal de la Secretaría de Asuntos Administrativos y Seguridad de la Presidencia (SAAS) para escoltar a los yates del binomio presidencial cuando alguno de estos sale a navegar. El Sundancer puede costar entre US$113 mil a US$293 mil (entre Q865 mil a Q2.25 millones) según el modelo, de acuerdo con sitios especializados como http://www.yachtworld.com/.

Consultadas personas locales dedicadas a la navegación, el alquiler de un yate cuesta entre US$2 mil a US$3 mil diarios según el modelo; además, hay que cubrir el gasto de combustible y la tripulación. Un capitán de yate puede cobrar hasta US$10 mil mensuales, su trabajo es manejar la embarcación y darle mantenimiento cuando está anclada.

En un recorrido por el lugar, se pudo observar que al menos seis personas trabajaban en la marina privada del mandatario custodiando los yates y dándoles mantenimiento.

Desde el puente de Río Dulce pueden observarse las tres embarcaciones que se resguardan en la marina presidencial.

Desde el puente de Río Dulce pueden observarse las tres embarcaciones que se resguardan en la marina presidencial.

BALDETTI: “Nunca he tenido  ni tendré (yate)”

Consultado al respecto, Francisco Cuevas, secretario de Comunicación Social de la Presidencia, afirmó que el yate referido no es propiedad del mandatario, pero reconoció que el área donde se construyó la marina es arrendada por su esposa, Rosa María Leal Flores de Pérez, desde 2003.

De acuerdo con los registros de la Oficina de Control de Reservas Territoriales del Estado (Ocret), a Rosa María Leal Flores de Pérez le fue otorgada en usufructo un terreno frente al Río Dulce, en el Caserío Las Delicias II, Livingston, Izabal, el 1 de enero de 2003 por un periodo de 30 años que vencen el 31 de diciembre de 2032, según expediente 03-0071.

Cuevas explicó que hace seis o siete años, antes de que Pérez Molina asumiera la Presidencia, se construyeron cuatro galeras en ese terreno de la familia las cuales se rentan a los dueños de yates para que guarden sus embarcaciones.  Una fotografía satelital disponible en Google Earth revela que antes de julio de 2010 no había ninguna construcción en esa área, pero otra fotografía satelital tomada en enero de 2013 muestra las cuatro galeras ya construidas.

“En esas galeras se guardan varias lanchas que no son de ningún funcionario ni del Presidente”, agregó Cuevas.

Por su parte, la vicemandataria declaró a través de su vocera Karen Cardona que “es falso.  Nunca he tenido ni tendré (yate). Me parece un gasto tonto.  Totalmente falso”.

Un yate de recreo lujoso y divertido

De acuerdo con varios portales especializados en la venta de embarcaciones como www.yachtworld.com, www.neffyachtsales.com o www.cosasdebarcos.com, el precio de los yates Sea Ray modelo 560 como los que utilizan el binomio presidencial oscila entre los US$350 mil a US$650 mil, es decir, entre Q2.7 millones y Q5 millones según el año de fabricación, su estado de conservación, las horas de navegación, su equipamiento y extras.

Fundada en 1959, Sea Ray Boats fue el primer constructor en utilizar fibra de vidrio y materiales compuestos de alta tecnología en sus barcos. En 1986, Sea Ray se convirtió en una división de Bruswick Corp., el mayor fabricante del mundo de motores marinos y embarcaciones. Sea Ray es actualmente el mayor constructor del mundo de yates de recreo de 18 a 68 pies de largo y produce más de 50 modelos de yates los cuales son muy codiciados por los amantes de la navegación y el jet set internacional.

El 560 es uno de los modelos más populares de Sea Ray, además de una lista interminable de comodidades standard ofrece una amplia gama de lujosos accesorios y equipo que hacen que sea un placer capitanear este yate. Posee dos motores diésel de 1,036 caballos de fuerza y en aguas abiertas alcanza una velocidad de crucero de 34 nudos (68 kilómetros por hora), con un consumo de combustible de 68 a 112 galones por hora.

Chalet presidencial

Finca con muelle y plantación de hule

El presidente Otto Pérez posee otra finca en la aldea Boca Ancha, Los Amates, Izabal, que  cuenta con un amplio muelle en el Lago de Izabal.  El muro perimetral fue construido hace poco y está sembrando hule.

 

INVESTIGACIÓN > INVESTIGACION@ELPERIODICO.COM.GT