Miércoles 14 DE Noviembre DE 2018
Nación

Derecho de petición, una fortaleza para la democracia

Los guatemaltecos tienen el derecho constitucional de hacer propuestas al Congreso y hacer peticiones a las autoridades.

 

Fecha de publicación: 23-06-16
Personalidades que lideran el Gran Diálogo Nacional han invitado a la ciudadanía a participar en las mesas. Por: Ferdy Montepeque fmontepeque@elperiodico.com.gt
Más noticias que te pueden interesar

El pueblo de Guatemala puede pedir al Congreso que se reforme la Constitución, toda vez la solicitud sea hecha por no menos de 5 mil personas debidamente empadronadas; los ciudadanos también pueden hacer peticiones individuales y colectivas  a las autoridades. Ambos derechos son catalogados por analistas y políticos, al ponerlos en práctica, como un fortalecimiento a la democracia del país.

Nineth Montenegro, diputada de Encuentro por Guatemala (EG), indicó que desde el 25 de abril del año pasado, cuando se iniciaron las marchas contra la corrupción en el país, la población “es otra” y que eso provocará que las personas se interesen cada vez más por hacer peticiones y presentar propuestas de cambios.

La congresista recuerda que la última vez que el Legislativo recibió una solicitud de parte de la población –para reformar la Carta Magna– fue en 2009 cuando se presentó el proyecto ProReforma, el cual proponía cambios parciales a la Constitución. En ese entonces, más de 70 mil ciudadanos firmaron la iniciativa, pero esta se archivó.

El presidente del Congreso, Mario Taracena, destacó que este año se le ha dado espacio a la población para que participe en el Diálogo Nacional que busca proponer reformas a la Constitución en materia de justicia.

A decir del analista político independiente Ricardo Barreno, al hacer valer este derecho los guatemaltecos pueden demandar “de manera contundente” un Estado más democrático, y que es una oportunidad para que las propuestas ciudadanas no sean tan “aisladas”.

Información pública

La Ley de Acceso a la Información Pública es una de las herramientas que la población tiene para hacer valer su derecho de petición, y el incremento de estas solicitudes contribuye a la democracia de una nación porque se coloca a los funcionarios como verdaderos servidores, consideró el abogado Alejandro Balsells, integrante del Centro para la Defensa de la Constitución (Cedecon).

Las peticiones ciudadanas pueden ser colectivas, individuales, administrativas y de materia fiscal, que deberán ser resueltas por las autoridades en un plazo de 30 días; también podrán hacer peticiones en materia política, que tendrán un plazo de ocho días para resolverse.

Los miembros del Ejército en servicio activo no tienen derecho de petición en materia política ni colectiva.

“Este es un instrumento jurídico-político que en teoría suena muy bien, pero que en la práctica aún le falta mucho”, aseguró el politólogo Renzo Rosal, quien agregó que estas peticiones deben ir de la mano con una ciudadanía más participativa y más conocedora de sus derechos.

Proyecto archivado

>En 2009, más de 70 mil guatemaltecos firmaron el proyecto ProReforma, que fue presentado en el Congreso con el fin de hacer cambios parciales a la Constitución Política de la República. Aunque hubo análisis de la propuesta, esta fue archivada por el Legislativo.

El Artículo 277, inciso d, establece que no menos de 5 mil ciudadanos empadronados podrán dirigir una petición al Legislativo para proponer reformas a la Constitución.

Etiquetas: