Lunes 19 DE Noviembre DE 2018
Nación

Plazas fantasmas y contratación arbitraria en el Congreso

La CICIG detalla las operaciones de los diputados señalados de crear plazas fantasmas y contratar arbitrariamente al personal del Congreso

 

Fecha de publicación: 27-05-16
Por: Rony Ríos rrios@elperiodico.com.gt
Más noticias que te pueden interesar

La Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) señaló a los expresidentes del Congreso de la República, Arístides Crespo y Luis Rabbé, de faltar a sus deberes ya que facilitaron y autorizaron la contratación de personal innecesario, que no cumplen con el perfil para el puesto y adjudicándoles salarios excesivos.

Además la CICIG sindicó a los miembros de la Junta Directiva del Congreso de ponerse de acuerdo para generar un gran número de contrataciones anómalas e ilícitas y favorecerse ellos mismo y a determinadas personas en detrimento del patrimonio del Estado.

Debido a las contrataciones, en opinión de la CICIG, se ha producido una sobrepoblación en el Congreso lo que ocasionó un importante impacto financiero lo que generó que se entienda que la participación en la Junta Directiva se traduce en un botín para el enriquecimiento anómalo.
Representantes del MP, la Policía Nacional Civil (PNC) y la CICIG participaron en la captura de tres exdiputados y presentaron siete solicitudes de antejuicio en contra de los diputados que integraron la Junta Directiva del periodo anterior, señalados de contratación excesiva e innecesaria y crear plazas fantasmas en el Legislativo.

Capturados

Ayer se efectuaron las capturas de José Luis Mijangos Contreras; Edgar Romeo Cristiani Calderón; Alfredo Augusto Rabbé Tejada; y se intentó la captura de Carlos Humberto Herrera Quezada, quien hoy se entregó al Juzgado Décimo, señalados de abuso de autoridad y peculado por sustracción.

Solicitud de antejuicios


El MP solicitó retirar la inmunidad a siete diputados para iniciar la investigación en contra de los integrantes de la junta directiva, a quienes se les señala de abuso de autoridad y peculado por sustracción, además de nombramientos ilegales para los expresidentes del Congreso Luis Armando Rabbé Tejada y Arístides Crespo Villegas.

El resto de la Junta Directiva era conformada por Julio César López Villatoro, Selvin Boanerges García Velásquez, César Emilio Fajardo Morales, Manuel Marcelino García Chutá, Carlos Enrique López Girón.

Según el MP y la CICIG, entre 2014 y 2015, se realizaron un gran número de contrataciones que presentan una serie de irregularidades.
Esta forma de contratación irregular de personal para los miembros de la Junta Directiva se convirtió en una práctica habitual y aceptada a pesar de su evidente ilegalidad, no sólo por el completo irrespeto a las formas del proceso de contratación, sino por la no asistencia a trabajar de las personas contratadas en la sede del Congreso, lugar asignado para la prestación del servicio.

Modalidades de contratación
En la investigación realizada por el MP y la CICIG determinaron que los parlamentarios utilizaban dos modalidades para contratar: nombramientos irregulares, en las que el presidente de la Junta Directiva y el Director General del Legislativo autorizaban la contratación de todos los trabajadores del Congreso, considerando tres criterios, necesidad justificada, proporcionalidad de la compensación, perfil idóneo y cumplimiento de requisitos

La otra modalidad utilizada era la de plazas fantasmas, en las que cada uno de los miembros de la Junta Directiva contrataba personal de apoyo, y lo asigna a cada diputado solicitante para que laborara a tiempo completo en el Organismo Legislativo.

Varias de las personas asignadas a cada diputado no se presentaron a laborar al Congreso, ya que prestaban servicios laborales a otras dependencias del  Estado o empresa privadas, algunas de las cuales pertenecen a los diputados.

Arístides Crespo
Como presidente del legislativo entre 2014 y 2015 contrató a 17 personas bajo el renglón 022, trece de ellas de asistentes asignadas a la Presidencia y que devengaban salarios de Q10 mil, Q12 mil y Q15 mil.

Además nombró a cuatro asistentes con salarios de Q15 mil asignados a la Dirección de Comunicación Social sin que exista solicitud del jefe de la dependencia. Asimismo en enero 2015, pocos días antes de entregar su cargo, autorizó el nombramiento de otras 87 personas bajo el renglón 022, asignados a los miembros de su Junta Directiva.
También autorizó la contratación bajo el mismo renglón al menos 44 personas asignadas a varias unidades administrativas, sin la existencia de solicitud por parte de los jefes de unidad. 25 de las plazas con un salario igual o mayor Q15 mil.
Como presidente de la Junta Directiva del Congreso autorizó 17 plazas con salarios entre Q7 mil a Q15 mil, las cuales son consideradas como plazas fantasmas pues los dueños de las plazas laboraban en otros lugares.

Luis Rabbé

Como presidente del Congreso, autorizó 164 plazas, muchas de ellas con toma de posesión retroactiva –lo cual está prohibido- y sin el perfil idóneo. Además detectaron que varias personas no se presentaban a trabajar.

Autorizó la contratación de 21 asistentes para la primera Vicepresidencia, a cargo del diputado Crespo, con salarios de Q15 mil y Q20 mil.

Entre 2015 y 2016 autorizó 42 plazas para su beneficio y de otros diputados, con salarios de entre Q7 mil y Q20 mil.

José Mijangos 

Como director general del Congreso, entre 2014 y 2015, contrató al menos 87 asistentes, que fueron asignados a distintas dependencias de la junta directiva saliente.

Además solicitó y suscribió los contratos de sus dos asistentes y omitió los controles debidos, lo cual incumple el cuidado de la buena administración del patrimonio público, el cual se encontraba bajo su responsabilidad.

Etiquetas: