Martes 20 DE Noviembre DE 2018
Nación

Jimmy Morales se declara “insatisfecho” de lo ejecutado en sus primeros cien días de gobierno.

 

Jefe del Ejecutivo dice comprender la ansiedad de distintos sectores para la consecución de cambios sustanciales en la situación del país, pero les recuerda cómo lo recibió el 14 de enero último.

 

Fecha de publicación: 25-04-16
Por: Tulio Juárez
Más noticias que te pueden interesar

“El rumbo de este gobierno es el combate a la corrupción”, ha proclamado de nuevo hoy el presidente Jimmy Morales al aludir a sus primeros 100 días de administración, de lo que dijo saber que “existen aún sectores insatisfechos… yo también estoy insatisfecho” y que, aunque entiende la ansiedad popular, exhortó a analizar y calificar de manera objetiva lo actuado por su gobierno en el lapso.

El mandatario, quien recientemente regresó de Estados Unidos donde efectuó una visita oficial de varios días, llevó a cabo esta mañana la Juntad de Gabinete semanal con los ministros y secretarios presidenciales, de quienes recibió los correspondientes informes de lo realizado por el Ejecutivo en dicho periodo de tiempo a partir del 14 de enero cuando tomó posesión.

Al concluir la sesión de trabajo semanal con su primer equipo dio una conferencia de prensa. Atrás de él estaban los altos funcionarios. Mencionó que recibió “un gobierno en bancarrota, sin presupuesto viable y sin financiamiento, con instituciones derrumbadas, con la moral tributaria de los ciudadanos por los suelos”, pero que todo proceso de cambio necesita un tiempo.

Al reconocer como insuficientes los resultados de los 100 días a las expectativas de los guatemaltecos, Morales enfatizó en su mensaje ante los periodistas nacionales y extranjeros en la Casa Presidencial que Guatemala no tendrá un destino asegurado en tanto no sea extraído el flagelo de la corrupción que “se roba las escuelas de los niños, las medicinas de los hospitales y las raciones de alimento”.

Garantiza castigo para corruptos

Otro de los temas tocados por él fue TCQ, la Terminal de Contenedores Quetzal, contrato en usufructo otorgado para 25 años en terrenos de esa portuaria por el truncado régimen de Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti Elías, supuestamente a cambio del pago de millonarios sobornos a la clase gobernante y algunos sindicalistas, en la actualidad en la cárcel.

La Procuraduría General de la Nación (PGN) –a cargo de la abogada María Eugenia Villagrán de León– deberá tomar decisiones acerca del futuro de TCQ, indicó el mandatario sobre el particular, quien además previno que se garantiza desde ya un castigo con todo el peso de la ley contra quienes participaron en esa cuestión –señalada de fraudulenta por el Ministerio Público (MP) y la CICIG.

Etiquetas: