Miércoles 26 DE Septiembre DE 2018
Nación

Instalan mesas de diálogo con miras a reformar la justicia guatemalteca

Entre otras, se promueven modificaciones a la Constitución, a las leyes de la Carrera Judicial y de Amparo, las de elecciones de magistrados de las Cortes, escogencia del fiscal general y la facultad de autoridades indígenas para resolver sus casos conforme normas internacionales.

 

 

 

Fecha de publicación: 25-04-16
Por: Sonia Pérez / AP
Más noticias que te pueden interesar

Guatemala (AP) — Los tres poderes del Estado guatemalteco: Ejecutivo, Legislativo y Judicial, instalaron mesas de un Diálogo Nacional entre la sociedad civil para reformar el sistema de justicia del país.

El diálogo será acompañado por la fiscalía y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, un órgano de Naciones Unidas que investiga aparatos clandestinos y de seguridad en el Estado.

Las mesas se instalan a un año de las marchas que miles de guatemaltecos realizaron para sacar del gobierno al presidente Otto Pérez Molina y su vicepresidenta Roxana Baldetti, acusados de diversos casos de corrupción y que hoy guardan prisión a la espera de resolver su situación jurídica.

 

Iván Velásquez, titular de la CICIG, dijo que el diálogo es de las acciones más relevantes “en la lucha contra la impunidad y la corrupción”, mientras el presidente Jimmy Morales afirmó que esta es una oportunidad histórica para realizar los cambios.

 

“Recordemos que estamos al servicio de la sociedad, tenemos la obligación de buscar soluciones a las problemáticas de la nación”, señaló el mandatario en su discurso.

 

El diálogo se iniciará con la discusión de un documento base durante tres meses, que luego se hará público para, finalmente, presentarlo ante el Congreso de la República en agosto, para los cambios legislativos que se requieran.

 

Entre las reformas de ley que se pretenden hay modificaciones a la Constitución, a la Ley de Carrera Judicial, Ley de Amparo, las que avalan las elecciones de magistrados, y la facultad de autoridades indígenas para resolver sus casos en concordancia con leyes internacionales, entre otros.

“Este es el primer gran acuerdo que debe destacarse: todos los guatemaltecos quieren hoy más y mejor justicia”, expresó el comisionado Velásquez. Rafael Rojas, presidente de la Corte Suprema de Justicia, afirmó que era necesario que el acuerdo garantizara la independencia judicial y el libre acceso a la justicia, “que permita transformarlo en un sistema fortalecido”.

Las discusiones se realizarán en los departamentos de Huehuetenango, Quetzaltenango, Alta Verapaz, Petén, Zacapa, Jutiapa, Sacatepéquez y la ciudad de Guatemala, así como en las regiones occidente, oriente, norte y centro del país.

Mario Taracena, presidente del Congreso, manifestó esperar que de estas discusiones salgan criterios ejecutivos que se ajusten a las necesidades de la población. “El pueblo no aceptaría que este proceso se convierta en un teatro académico”, previno y agregó que “el ciudadano ya entendió que es necesario mantenerse vigilante y que debe participar de su propia historia”.

Etiquetas: