Sábado 20 DE Abril DE 2019
Nación

Baldetti entre las personas que implican a Otto Pérez con La Línea

El exmandatario declaró sobre los señalamientos en su contra, pero se negó a responder las preguntas que le realizarían los fiscales.

 

Fecha de publicación: 05-09-15
El expresidente Otto Pérez Molina declaró ante el juez Miguel Ángel Gálvez, pero se negó a responder las preguntas del fiscal del MP. Por: JOSÉ DAVID LÓPEZ jlopez@elperiodico.com.gt

Diferentes escuchas telefónicas de funcionarios de la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT), miembros externos de la red de defraudación aduanera La Línea y de la misma ex vicepresidenta Roxana Baldetti, vinculan al expresidente Otto Pérez Molina con esa banda.

En la segunda jornada en la que el exmandatario compareció ante Miguel Ángel Gálvez, titular del Juzgado B de Mayor Riesgo, fueron expuestas no más de 15 escuchas telefónicas, las cuales, explicó la fiscalía, eran las que vinculaban de manera directa a Pérez Molina.

Las últimas escuchas telefónicas por separado no tendrían sentido, pero el fiscal del caso fue hilando una a una para evidenciar la relación de Pérez Molina con los integrantes de La Línea y con uno en específico: Salvador Estuardo González Álvarez, alias Eco, señalado como uno de los cabecillas de la estructura delincuencial.

En una de las llamadas, Carlos Muñoz, extitular de la SAT, y Claudia Méndez, exintendente de aduanas, demostraron su malestar por lo difícil que era conseguir una reunión con Pérez Molina. Ambos afirman que era un problema que no tenía “Estuardo”, quien según estableció el Ministerio Público (MP), era González.

“Sabe qué es lo que me decepciona, cómo el Estuardo consigue cita con él rápido y yo no, no me puede oír, a ellos sí”, aseguró Muñoz en octubre pasado.

El MP también presentó diversas escuchas telefónicas de varios señalados como integrantes de La Línea, entre ellos Geovani Marroquín, Luis Mendizábal y Francisco Ortiz, alias el Teniente Jerez. Con esos audios buscó evidenciar una reunión entre Pérez Molina y González. En las conversaciones fueron mencionados los alias el Dueño de Finca, el Mero Mero y el Presidente. Los señalados del caso se referían a una reunión del 26 de marzo de este año.

De acuerdo con las investigaciones, esa reunión se llevó a cabo dentro de una sede del Partido Patriota, ubicada en la zona 10 capitalina, pues en varias llamadas hacen referencia a ese sitio, que, en ese momento estaba rodeado por la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad (SAAS), que es la encargada de brindarle seguridad al Presidente

.

Esa cita entre Pérez Molina y Eco se confirmó con una llamada hecha por la ex vicepresidenta Baldetti al teléfono de González: “Mire usted estaba platicando con el jefe de la reunión de anoche… Entonces me estaba contando de los números que hicieron”, afirmó Baldetti.

En esa misma plática, ocurrida el 27 de marzo, Baldetti dijo: “Yo no creo que el presi…, que el señor ehh señor ehh el presidente de la empresa, tenga que pagar eso”.

La fiscalía también reveló una fotografía en la que aparece Pérez Molina y Eco, para demostrar que mantenían una relación cercana. Asimismo, expuso otra imagen del exmandatario con la hijastra de el Teniente Jerez, el personaje que ingresó a La Línea por orden de el Presidente.

EL PASADO COMO DEFENSA

El expresidente Otto Pérez Molina hizo uso del derecho de declarar sobre los señalamientos en su contra, pero decidió no responder las preguntas que realizaría la fiscalía.

En su intervención, el exmandatario recordó que participó en el conflicto armado y que fue parte de la firma de la paz. Asimismo, relató cómo dirigió la captura de Joaquín Guzmán Loera, alias el Chapo.

Pérez Molina aseguró que el Chapo Guzmán le ofreció mucho más dinero que lo que se supone recibió de La Línea. “El ofrecimiento que tuvimos por esa captura podría subir diez o 15 veces más de… los US$800 mil”, aseguró.

Sobre las fotos en las que aparece con González y la hijastra de el Teniente Jerez, afirmó que “eran unas de las cientos de miles de fotos con gente que no tengo el honor de conocer”.

La situación jurídica del exgobernante será resuelta hasta el próximo martes. Durante estos tres días, Pérez Molina permanecerá en prisión provisional, incluyendo el domingo en el que se realizarán las elecciones generales para Presidente de la Nación y otros cargos de elección popular.

“Personalmente me siento muy triste, no solo por eso, sino por todo lo que me está tocando vivir en este momento”, dijo con la voz quebrantada Pérez Molina respecto a su reclusión dentro del Cuartel Militar de Matamoros en el día en que se realizará el evento electoral.

Pérez Molina se negó a responder a las preguntas del fiscal y de los demás abogados y al finalizar la audiencia hizo lo mismo con las preguntas de los periodistas, aduciendo que era una “recomendación de su defensa”.

EL ABOGADO DE LIMA Y DE PÉREZ

En la audiencia de ayer, un nuevo abogado se sumó a la defensa del expresidente Otto Pérez Molina. Se trata de Moisés Galindo, quien es defensor del militar Byron Lima, señalado de liderar una estructura dedicada a cobros ilegales a lo interno de las cárceles. Lima a finales del pasado año despotricó contra Pérez Molina y miembros del Gabinete, luego de su captura. Aparte de compartir el abogado, Lima y Pérez Molina comparten la prisión ubicada dentro del Cuartel Militar de Matamoros.

Investigan Patrimonio

La Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) investigarán el patrimonio del expresidente Otto Pérez Molina en busca de pruebas adicionales de que dirigía la banda dedicada a la defraudación aduanera. “El próximo paso es examinar la situación patrimonial del señor Otto Pérez”, dijo Iván Velásquez, comisionado de la CICIG, en una nota en la web de la entidad internacional, refiriéndose a las nuevas líneas de investigación luego que el exmandatario perdiera su inmunidad.

Etiquetas: