Viernes 16 DE Noviembre DE 2018
Nación

Alcalde es señalado de “lavar” hasta Q23 millones entre 2008 y 2014

Ministerio Público y la CICIG vinculan a jefe municipal del Puerto San José, su esposa y dos cuñados, con estructura dirigida por capo mexicano de precursores y contrabando, entre otros delitos.

Fecha de publicación: 30-07-15
Por: Tulio Juárez
Más noticias que te pueden interesar

José Alberto Rizzo Morán, desde 2012 alcalde del Puerto San José, Escuintla, postulado por el Partido Patriota (PP), ha sido señalado hoy por el Ministerio  Público y la CICIG de haber “lavado” hasta Q23 millones entre los años 2008 y 2014 como parte de una estructura manejada por el mexicano Ramón Antonio Yánez Ochoa, capo del tráfico de precursores químicos (para metanfetaminas), contrabando y hasta hechos de violencia criminal.

 

La fiscal general Thelma Esperanza Aldana, el comisionado Iván Velásquez Gómez y el viceministro de Seguridad en Gobernación, Elmer Sosa, han ofrecido esta tarde detalles del caso denominado Drogas, Dinero y Poder Local, que a primera hora de la mañana ha dado como resultado las capturas de Marcos Odilia González García de Rizzo -esposa del jefe municipal- y los cuñados de este, Israel y Jairon Antonio González García.

 

Las detenciones se han producido hoy durante allanamientos domiciliares practicados en esa cabecera municipal por la Policía Nacional Civil en apoyo de la CICIG y la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI). La fiscal Aldana indicó que a las 14:10 horas se presentó a Gestión Penal del Organismo Judicial la solicitud de antejuicio contra Rizzo Morán, a quien el MP sindicará de asociación ilícita y lavado de activos.

 

Los investigadores descubrieron que en el periodo 2007-2011 el ahora jefe edil fue tramitador aduanal, sin licencia de la SAT, y que recibía de Yánez Ochoa fuertes cantidades de dinero de procedencia sospechosa, lo cual quedó determinado en la revisión de estados bancarios. Las autoridades comenzaron a atar cabos en 2012 tras capturar en ese mismo año al mexicano y secuestrar en allanamientos una serie de documentos.

 

 

En la papelería, precisó el comisionado Velásquez, eran detallados de forma minuciosa los movimientos de dinero. Por ejemplo, en un “recibo” consta que el alcalde recibió US$100 mil. En esa etapa él era gestor en la aduana de Puerto Quetzal. Este punto originó la investigación de sus depósitos en el sistema financiero. La sospecha es que desde esa posición facilitaba el trasiego de mercaderías y sustancias ilegales -como drogas- del capo.

 

Fue así como la CICIG y la FECI concluyeron que en el lapso de seis años (2008-14) la red del alcalde movió o “lavó” más de Q23 millones -alrededor de Q24 millones- en los bancos del país, ya que no se justificó la procedencia de los fondos. Aparte, adquirió propiedades inmuebles en ese puerto, Masagua y La Antigua Guatemala, vehículos de lujo y una motocicleta, con dinero dado por Yánez, lo cual -dijo el titular de la CICIG- revela una presunta actividad delictiva para encubrir algo.

 

En conclusión, el comisionado precisó que con el Ministerio Público -a través de la Fiscalía Especial- han completado esta fase de la pesquisa preliminar, a la espera que el OJ y la CSJ designen un juez pesquisidor para el jefe municipal señalado. Aldana aclaró que no se detectó el involucramiento de ninguna empresa. Ello implicaría que el funcionario actuaba por su cuenta, junto a la familia. Otros alcaldes son investigados.

 

Coincidentemente con el momento en que casi finalizaba la conferencia de prensa conjunta en el edificio central del MP, la tarde de hoy, frente a la sede de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, de la zona 14, se producía un plantón de supuestos evangélicos en contra de la institución designada por las Naciones Unidas.

 

“No nos perturbamos, ni por los respaldos ni por las críticas”, se limitó a responder el comisionado Velásquez al ser consultado al respecto. Al igual que la fiscal general Thelma Aldana, están convencidos que lo actuado es la función que les ha sido asignada.

 

Una familia millonaria

 

< José Alberto Rizzo Morán canceló Q438 mil por una camioneta agrícola de lujo Toyota Prado, en pagos de Q50 mil para no declarar impuestos: CICIG.

 

< También adquirió una camioneta Hyundai Tucson, con dinero proveniente del narco mexicano Ramón Antonio Yánez Ochoa, según la investigación.

 

< Odilia “Oddy” González  García de Rizzo posee cuentas bancarias con depósitos por Q1 millón 840 mil, vehículos valorados en más de Q160 mil y bienes inmuebles, incluido uno que costó Q800 mil y canceló al contado.

 

 

 

< Israel y Jairón González, cuñados del jefe municipal, cuentan en los bancos con alrededor de Q40 millones, automotores e inmuebles caros.

 

< Israel  dispone de Q15 millones depositados en el sistema financiero.

 

< Q23 millones es lo evadido al no declarar las mercancías sacadas de las aduanas de los puertos Quetzal y Santo Tomás de Castilla.

 

< 40 agentes antinarcóticos, 8 patrullas y 25 oficiales del Ejército intervinieron durante los allanamientos en San José, Escuintla.

Etiquetas: