[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Mundo

Yasna Provoste, la revancha de la única candidata mujer a la presidencia de Chile


foto-articulo-Mundo

La abanderada de la centroizquierda en Chile , Yasna Provoste, vive una verdadera revancha política al disputar este domingo la presidencia, luego de haber sido destituida por el Congreso cuando era Ministra de Educación y obligada en 2008 a pasar cinco años fuera de la actividad pública.

Tras finalizar su ‘exilio’ político en 2013, Provoste, de 51 años, se convirtió en diputada y luego en senadora. En marzo de 2021, en medio de la crisis social provocada por la pandemia de coronavirus, asumió la presidencia de la Cámara Alta.

Desde ese puesto, esta militante del partido Demócrata Cristiano y profesora de educación física lideró a la oposición de izquierda en el Congreso para presionar al gobierno del conservador Sebastián Piñera a aumentar las ayudas sociales que se entregaban con el objetivo de sobrellevar la pandemia.

Hoy, representa a la coalición Unidad Constituyente y es la única mujer entre los siete aspirantes a la Presidencia en estas elecciones.

“Nos ha costado mucho llegar a espacios de representación; reconozco lo difícil y lo complejo que es para muchas mujeres”, declaró en una entrevista con la AFP.

Su gestión al frente del Senado le hizo ganar popularidad y así logró desplazar como candidata del partido a la también senadora Ximena Rincón, su actual reemplazo en la presidencia de la Cámara Alta.

La candidatura de Provoste fue refrendada luego de un proceso de primarias en las que participaron los partidos de la antigua Concertación, la coalición de centroizquierda que gobernó Chile por 20 años tras el fin de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Heredera de la Concertación
En su programa de gobierno, Provoste reivindica lo realizado en los últimos 30 años de democracia, en medio de fuertes críticas tras las protestas sociales que estallaron a partir de octubre de 2019.

“Soy heredera de una coalición que durante 30 años gobernó en nuestro país, que enfrentó momentos bien difíciles tras la recuperación de la democracia, (porque) nos tocó recibir un país con un 40 por ciento de pobreza (…) que la logró disminuir a un 3 por ciento. Los niveles de desempleo cayeron a los límites de la normalidad”, dijo sobre ese Chile próspero de mediados de 1990 hasta la primera década del 2000.

Católica practicante, es liberal en temas como el matrimonio y adopción homosexual, y también ha manifestado su apoyo a una nueva Constitución que garantice el derecho a la salud, educación, vivienda, y un medioambiente limpio.

En medio de su campaña, un video en el que hizo la acrobacia conocida como la ‘invertida’ apoyada en una puerta, fue aplaudido en la red Twitter por la exgimnasta y campeona olímpica rumana Nadia Comaneci.

Perspectiva femenina


“Una mujer también aporta desde una mirada distinta, tal vez desde una sensibilidad a los problemas, a aportar al diálogo, a la reconstrucción, a unirnos que es tan importante en los momentos que hoy estamos viviendo como país”, afirmó a la AFP esta madre de dos hijos.

Con 14 años se convirtió en militante de la DC y tuvo una ascendente carrera política como gobernadora de su región natal, Atacama (norte de Chile), entre 2001-2004. Luego, dio el salto para oficiar de ministra de Planificación entre 2004 y 2006, bajo la presidencia del socialista Ricardo Lagos (2000-2006).

En 2008, bajo el mandato de Michelle Bachelet, ocupó la cartera de Educación, momento en que vivió su trago político más amargo.

En marzo de ese año, la centroderecha inició en el Congreso un juicio político por el que fue destituida e inhabilitada por cinco años para ejercer cargos públicos, acusada de desórdenes administrativos en su cartera, cargo que no pudo ser probado por la Contraloría de la República.

La destitución de Provoste fue la primera de un ministro de Estado en Chile en 35 años.

“Soy Diaguita”


“Siempre ha sido motivo de mucho orgullo”, dice Yasna Provoste Campillay, cuando habla de su descendencia diaguita, un pueblo indígena originario del norte de Chile.

Nacida en la pequeña localidad de Vallenar, de unos 52 mil habitantes, vivió desde niña bajo las costumbres de los diaguitas, gracias a las enseñanzas de su madre y sus bisabuelos, con quienes vivió.

Hasta ahora se define como católica cuasimodista, una celebración religiosa que tiene lugar en distintas localidades del valle central de Chile el primer domingo siguiente a la Pascua de Resurrección. “Me visto con todo y vamos en caballos en una procesión”, dice sobre esta tradición con trajes típicos del campo.

Está casada desde 1993 con Mauricio Olagnier, profesor de educación física como ella, que la apoya en la sombra.

Provoste tiene previsto votar y esperar el resultado del escrutinio en Vallenar junto a toda su familia y amigos.

Andrea Castillo
Editora Audiovisual. Periodista con especialidad en comunicación digital y redes sociales.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción Deportes
Grijalva busca hacer historia en el Mundial
noticia EFE
“Locomía”, una banda transgresora retratada en un documental
noticia AFP
Borussia golea y presiona al Bayern Munich


Más en esta sección

La pobreza en Latinoamérica cerrará 2022 en el 32.1 por ciento

otras-noticias

El talento humano, clave para la innovación digital de las empresas

otras-noticias

Más de 81 mil guatemaltecos han sido retornados este año

otras-noticias

Publicidad