Domingo 27 DE Septiembre DE 2020
Mundo

Enjuician en México a exjefe de Pemex por tres delitos de corrupción de Odebrecht

Fecha de publicación: 29-07-20
Imagen de archivo de Lozoya, custodiado por autoridades españolas en Marbella, en febrero de este año. FOTO: AFP/JORGE GUERRERO
Por: AFP

La justicia mexicana resolvió este miércoles procesar al exdirector de la estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) por tres delitos vinculados a la corrupción de la constructora brasileña Odebrecht, que lo sobornó presuntamente con más de 10 millones de dólares a cambio de contratos de obras.

El juez determinó enjuiciar a Emilio Lozoya por uso de recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho, según reportes que el Poder Judicial entregó a la prensa por un servicio de mensajería instantánea.

Con estos delitos “se puso en peligro a la sociedad y al patrimonio nacional”, resolvió el magistrado según las fuentes judiciales.

No obstante, el juez decretó libertad condicional para Lozoya por esta causa, aunque le impuso una serie de medidas cautelares que incluyen la prohibición de salir de Ciudad de México y del país, el uso de un localizador electrónico y presentarse cada 15 días ante la autoridad.

Tales medidas son similares a las que el mismo magistrado dispuso el martes tras resolver enjuiciarlo por otro causa. Lozoya también es procesado por operar con los recursos ilícitos que recibió por la compra, entre 2013 y 2015, de una ruinosa planta de fertilizantes por la que Pemex pagó un monto excesivo.

– “Beneficio” para Odebrecht –
Durante la audiencia del miércoles, la fiscalía sostuvo que Lozoya “sabía que los recursos eran de Odebrecht y recibió 10,5 millones de dólares como resultados de sobornos” por lo que “se asoció con (su) madre, esposa y otra persona con el propósito de delinquir”.

Con las presuntas coimas, Lozoya habría adquirido, por medio de familiares, bienes inmuebles para “ocultar” el origen de los recursos y transfirió otros a cuentas bancarias en Europa, según la acusación.

Odebrecht, por su parte, obtuvo en México un “beneficio” de 39 millones de dólares por la “adjudicación de obras”.

La audiencia se desarrolló por videoconferencia pues el exfuncionario, de 45 años, fue hospitalizado por un cuadro anémico tras llegar extraditado desde España el 17 de julio, tras su captura en febrero.

Los delegados de Odebrecht “le solicitaron (a Lozoya) su apoyo para resultar beneficiario de contratos de obras públicas y le prometieron 6 millones de dólares para diversas obras como la refinería de Tula” (estado Hidalgo, centro), prosiguió la Fiscalía.

– Muy cerca de Peña Nieto –
La acusación señala además que Lozoya intentó “ocultar diversos movimientos y cuentas bancarias, particularmente cuando era coordinador” de la campaña que llevó a la presidencia a Enrique Peña Nieto en 2012.

Abogado y economista con posgrado en Harvard, el exdirectivo fue un estrecho colaborador de Peña Nieto como encargado de asuntos internacionales de su campaña y ahora es visto como pieza clave para establecer si el exmandatario se benefició de los sobornos.

“Fui intimidado, presionado, influenciado e instrumentalizado”, aseguró Lozoya durante la audiencia, tras declararse inocente y dispuesto a “colaborar”.

Reiteró además su voluntad, manifestada por sus abogados desde el martes, de señalar a responsables y posibles beneficiarios de los ilícitos que se le imputan para construir con la fiscalía un “criterio de oportunidad”.

Dicha figura procesal consiste en que la fiscalía declina enjuiciar a un acusado a cambio de que este le brinde información sólida para perseguir un delito más grave del que se le imputa.

Desde antes de su captura, los abogados de Lozoya sostienen que el exdirectivo no actuó solo y han sugerido que los más altos funcionarios del gobierno de Peña Nieto conocían sus acciones.