Viernes 3 DE Abril DE 2020
Mundo

Gatos famosos en internet

Tienen millones de seguidores en Instagram y generan ganancias financieras.

Fecha de publicación: 14-12-19
Lil Bub, uno de los gatos famosos de internet junto a su propietario Mike Bridavsky en el evento inaugural de CatConLa en Los Ángeles, California.
Por: AFP

La emotividad desatada por la muerte recientemente de la gata Lil Bub, después de ocho años de oficiar como celebridad en las redes sociales, muestra el alcance del fenómeno del estrellato animal en internet.

Reconocible por su lengua siempre colgante debido a una malformación de la mandíbula, el animal sufrió varias anomalías genéticas y su mentor, el productor musical Mike Bridavsky, fue narrando cada una en línea desde su adopción en 2011. La saga fue seguida por 3 millones de personas en la red Facebook, 2.4 millones en Instagram y más de 800 mil en Twitter.

El genoma de Lil Bub había sido develado como parte de un proyecto científico que investigadores de la Universidad de Missouri comenzaron en mayo de 2015 sobre las variaciones genéticas en el origen de sus malformaciones.

“Bub ha marcado una gran diferencia en la salud animal”, dijo Bridavsky, quien alardeó de haber recolectado US$700 mil para “animales necesitados”. Una suma que podrían envidiar organizaciones benéficas que trabajan para seres humanos.

Luchas que no siempre funcionan cuando se trata de promocionar una mascota estrella en internet. Justo antes de su muerte, Lil Bub fue la imagen de una campaña publicitaria de ropa y café, lanzada en el Black Friday, uno de los días de consumo más importantes del año.

En total, desde la creación de Instagram, el hashtag “cat” (gato) se ha usado 193 millones de veces y “dog” (perro) 243 millones de veces.

Otro gato famoso, Grumpy Cat, conocido por su expresión siempre gruñona y fallecido en mayo después de siete años de gloria, tenía en el momento de su muerte 8.5 millones de fanáticos en Facebook, 2.5 millones de seguidores en Instagram y 1.5 millones en Twitter.

La imagen del felino, cara de una importante marca de comida para gatos desde 2013, fue invaluable: en 2018, su propietaria, Tabatha Bundesen, recibió una indemnización de US$710 mil por daños y perjuicios por parte del jurado de un tribunal federal de California por violación de su derecho a la imagen, después de que una compañía de café pusiera su rostro en productos no autorizados.

Ashley Byrne, una funcionaria de Peta, insiste en la necesidad de que esto no se haga en detrimento de los animales cuya vida se disecciona en las redes.

Nadie debe “tratar a los animales como accesorios o bienes sin importancia”, dijo.