Jueves 18 DE Julio DE 2019
Mundo

Protestas y paro de policías causan caos en Honduras

Fecha de publicación: 20-06-19
Tegucigalpa, junto a otras ciudades importantes, se encontraban bajo protestas, saqueos y desorden público, según reportaron medios locales.
Por: AFP

Al cierre de esta edición, miles de hondureños bloqueaban calles en diferentes zonas del país exigiendo la renuncia del presidente Juan Orlando Hernández, en un clima de tensión por un paro de policías y una huelga de transportistas.

El portavoz policial, comisionado Jair Meza, confirmó la toma de carreteras con hogueras de neumáticos y piedras. Además, señaló que grupos saquearon e incendiaron negocios en la capital. Añadió que la Policía recibe refuerzos de las Fuerzas Armadas para controlar a los grupos que, a su juicio, pertenecen a pandillas y opositores que exigen la renuncia del presidente Hernández.

“Grupos de policías están trabajando para restablecer el orden”, afirmó Meza a pesar que por la tarde fuerzas especiales de la Policía, la mayoría antimotines se declararon en paro de “brazos caídos”. Los agentes denunciaron “hostigamiento laboral (..) y abuso de autoridad por parte de muchos jefes”, según un comunicado.

En conferencia de prensa, dirigentes del movimiento cubiertos con pasamontañas también dijeron que son enviados a reprimir las manifestaciones de protestas de médicos y docentes, pidieron disculpas e hicieron el llamado a sus compañeros para que no se “dejen atemorizar de sus superiores”.

Ante las quejas, el Ministerio de Seguridad anunció en un comunicado que la Dirección de la Policía “ordenó la revisión de las jornadas de labores”, al reconocer que ha habido duplicidad de turnos (..) para atender la situación que atraviesa el país” por las manifestaciones.

Pero el conflicto se agravó cuando el jefe de la Policía, José Aguilar, visitó el lugar donde están atrincherados los huelguistas, y tuvo que huir porque le lanzaron una bomba de gas lacrimógeno, según dio a conocer en rueda de prensa otro portavoz policial, Orlin Cerrato.

Meza indicó que también continúa un paro de transportistas, quienes desde el lunes estacionaron sus camiones en diferentes arterias viales cercanas a la capital, en demanda de un aumento en las tarifas que les pagan los empresarios que los contratan. Ese paro causó un desabastecimiento de combustible en algunas zonas del país que provocó largas filas de vehículos en gasolineras, reconoció el portavoz.

300 policías

integrantes del cuerpo de elite que desarrolla tareas antimotines y contra el narcotráfico, se atrincheraron en la sede del comando Cobras, en el este de Tegucigalpa. Según el portavoz de la Policía, los agentes representan el 10 por ciento de los elementos de las fuerzas especiales de la institución.