Jueves 17 DE Octubre DE 2019
Mundo

Despliegue policial causa miedo y enojo

Fecha de publicación: 10-06-19
Al amanecer, los migrantes clandestinos atraviesan el río Suchiate en balsas neumáticas aportadas por vecinos.

AFP —Instalado en un camión, un militar mexicano observa un desfile de imágenes en la pantalla de su computadora. Sus ojos buscan formas humanas escondidas en vehículos; las de migrantes ilegales.

En una carretera, cerca de la frontera entre México y Guatemala, las autoridades desplegaron un scanner para detectar migrantes que tratan de escabullirse para seguir rumbo a Estados Unidos.

Algunas decenas de metros más allá, se divisa otra barrera. Guardias fronterizos revisan minibuses y taxis. En los últimos días, los retenes policiales y militares fueron reforzados en esta región de Chiapas.

De pronto, las autoridades detectan una familia de emigrantes. Padre, madre y tres hijos, incluido un bebé. Los cinco acaban en una camioneta de vidrios enrejados para su probable expulsión. El despliegue de 6 mil efectivos de la Guardia Nacional de México debería elevar la cantidad de arrestos.

Desde enero, los arrestos de inmigrantes en México se ha triplicado al pasar de 8 mil 248 a 23 mil 679 en mayo. Las expulsiones también aumentaron y llegaron el mes pasado a 16 mil 507.

Si bien algunos comerciantes se congratulan por el aumento de la seguridad, la medida generó miedo entre los migrantes y cólera en los activistas. “Utilizan a los migrantes como pretexto”, dice Ernesto Castanedo, activista del refugio Buen Pastor, en Tapachula. El lugar acoge a unos 600 migrantes.