Viernes 22 DE Marzo DE 2019
Mundo

Pulso de poder en Venezuela con dos conciertos

En medio de esta oposición de espectáculos, los venezolanos esperan hoy la entrada de ayuda humanitaria extranjera. En las bodegas colombianas del complejo del puente de Tienditas, aguardan más de 600 toneladas de provisiones.

 

Fecha de publicación: 23-02-19
Numerosas caravanas de personas a pie se dirigieron desde la mañana de ayer hacia Cúcuta a través de las “trochas”, como llaman a los pasos ilegales por la frontera, para asistir al acto musical. Por: AFP
Más noticias que te pueden interesar

En la víspera del esperado ingreso de ayuda a Venezuela, el pulso por el poder en ese país se escenificó ayer con dos conciertos apoyados por la oposición y el chavismo en cada extremo de un puente limítrofe con Colombia.

El espectáculo más multitudinario se llevó a cabo del lado colombiano, mientras que a unos 300 metros de allí, en el lado venezolano, comenzó el espectáculo musical de tres días que anunció el gobierno de Nicolás Maduro.

Con el apoyo del opositor Juan Guaidó, reconocido por medio centenar de naciones como presidente interino de Venezuela, la iniciativa “Venezuela Aid Live” pretende dar un impulso para recaudar US$100 millones en 60 días, con el fin de comprar alimentos y medicinas para el país petrolero, sumido en su peor crisis en la historia moderna.

Al cierre del espectáculo apareció Guaidó pese a una orden de la justicia afín al chavismo que le impedía salir de su país. Según afirmó, la fuerza armada venezolana “participó” en la operación que le permitió llegar a Colombia. “La pregunta es cómo llegamos aquí hoy cuando prohibieron el espacio aéreo, prohibieron todo tipo de zarpe marítimo, obstaculizaron las vías (…) Estamos aquí precisamente porque las fuerzas armadas también participaron en este proceso”, señaló Guaidó en una declaración a los medios en compañía de los mandatarios de Colombia, Chile, Paraguay y el Secretario General de la OEA.

Además, a la clausura del concierto asistieron el mandatarios colombiano, Iván Duque, el chileno, Sebastián Piñera, y el paraguayo, Mario Abdo.

En una declaración conjunta, Duque y Piñera lanzaron un nuevo llamado a las fuerzas leales a Maduro para que se sitúen del “lado correcto de la historia” y permitan la entrada de ayuda. Además, el mandatario chileno llegó a Cúcuta con más ayuda para los venezolanos. También Estados Unidos descargó más asistencia en el punto limítrofe.

A merced del fuerte sol de la ciudad de Cúcuta y ante más de 300 mil personas, según cálculos de los organizadores, en el espectáculo participaron el reggaetonero colombiano Maluma, la mexicana Paulina Rubio, el español Alejandro Sanz, los venezolanos Chino y Nacho, el colombiano Carlos Vives, el español Miguel Bosé, el dominicano Juan Luis Guerra y el puertorriqueño Luis Fonsi entre otros artistas que atendieron el llamado de Branson.

“El que fue el país más rico de Latinoamérica ahora es el más pobre, eso es inaceptable (…) traigamos el cambio. Hagamos de hoy un día de esperanza para toda Venezuela”, dijo Branson en el inicio del concierto.

Uno de los primeros en subir al escenario fue el baladista venezolano José Luis Rodríguez, más conocido como El Puma, quien llamó a las fuerzas armadas de su país a no impedir el paso de la ayuda esencial. “Despójense de eso, del uniforme y de las armas, no disparen al pueblo”, dijo.

El gobierno de Maduro advierte que no dejará ingresar los cargamentos porque, según él, se trata de un pretexto de Estados Unidos y sus aliados para invadir militarmente a Venezuela.

Branson caminó por el puente internacional de Tienditas, aledaño a donde se realiza el evento, y constató el bloqueo realizado por militares venezolanos en ese paso, uno de los cuatro en Colombia por donde se prevé que hoy pasen alimentos, kits de aseo y productos médicos.

Al son de Imagine, la emblemática canción de John Lenon, Branson clamó “libertad” para Venezuela, tras denunciar la salida del aire de los canales NatGeo y Antena 3 que transmitían el multitudinario concierto en ese país.

VÍSPERA DE TENSIÓN

Entretanto, el concierto de tres días convocado por Maduro,”Hands off Venezuela” (Manos fuera de Venezuela), comenzó ayer al otro lado del puente fronterizo de Tienditas con declaraciones de lealtad al mandatario socialista.

El acto, fuertemente custodiado por efectivos militares, arrancó con una modesta asistencia. Unas 2 mil 500 personas se acercaron a una tarima que exhibía en pantalla el lema del recital: “Para la guerra, nada”.

“Estoy aquí apoyando al presidente Nicolás Maduro porque somos leales siempre, traidores nunca”, dijo Andrea Escalante, una joven que vestía una camiseta roja con la imagen del fallecido exmandatario Hugo Chávez (1999-2013) con el puño izquierdo en alto.

El evento fue organizado en respuesta al concierto “Venezuela Aid Live”. En el concierto de Maduro las figuras son venezolanas, de las cuales la más conocida es Paul Gillman.

El concierto comenzó con la actuación de bandas de rock nacionales. “Pobre Guaidó… Pobre Guaidó”, cantaba el vocalista de una de las agrupaciones, parafraseando una conocida canción llamada “Pobre diablo”.

El chavismo, que niega que exista una crisis humanitaria en el país petrolero, organiza a la vez jornadas de entrega de comida y atención médica gratuita para colombianos en los pasos fronterizos de las localidades de San Antonio y Ureña. Según Maduro, en Colombia hay más necesidad que en Venezuela.

Ante la negativa del chavismo, la forma en que Guaidó prevé ingresar la asistencia es una incógnita. Diputados opositores de Maduro han advertido que lo harán por los cuatro puentes que unen al departamento colombiano del Norte de Santander con Venezuela en camiones conducidos por venezolanos.

El líder opositor no descarta que utilicen una de las 30 trochas ilegales que, según la policía colombiana, hay en la frontera de Cúcuta con Venezuela.

“Este no es un tema ideológico, este no es un tema político, este es un tema (…) de si estamos a favor de la guerra o a favor de la paz”.

Sacha Llorenti, embajador de Bolivia ante la ONU tras una reunión con su homólogo venezolano donde participaron los cancilleres de China, Rusia, Corea del Norte, Irán, Cuba y Nicaragua.

2.7 millones

De venezolanos abandonaron su país desde el inicio de la crisis política y económica y el flujo de salidas no disminuye, anunció ayer la ONU. En total 3.4 millones de venezolanos viven en el extranjero, de los cuales 700 mil salieron antes de 2015. Los refugiados residen en distintas partes del mundo, principalmente en los países de la región como Colombia o Perú.

ADVIERTEN SOBRE VIOLENCIA

El consejero de seguridad nacional de la Casa Blanca, John Bolton, advirtió ayer a militares venezolanos que serán “responsabilizados” por actos violentos contra civiles en el marco de la entrega de ayuda humanitaria, instándolos a no reconocer al presidente Nicolás Maduro. Además, el jefe de la ONU, António Guterres, llamó a “evitar la violencia” en Venezuela poco antes de reunirse con el canciller venezolano, Jorge Arreaza. Guterres rechazó también toda “politización” de la ayuda humanitaria. –AFP

Dos muertos en choque con militares

AFP –Al menos dos muertos y unos 15 heridos causó un enfrentamiento de indígenas con militares venezolanos ayer en el asentamiento Kumarakapay, ubicado en el estado Bolívar (sur), a poco más de una hora de la frontera con Brasil, que el gobierno de Nicolás Maduro cerró para evitar el ingreso de ayuda internacional en el país caribeño.

Indígenas pemones trataron de impedir que una caravana de vehículos militares avanzara hacia la frontera con Brasil para bloquearla, luego de que Maduro ordenara cerrarla denunciando eventuales “provocaciones” con el anunciado ingreso de ayuda humanitaria. Más tarde, indígenas pemones de otro asentamiento incendiaron un puesto de la Guardia Nacional en el aeropuerto de Santa Elena de Uairén en represalia al ataque.

Diosdado Cabello, presidente de la Asamblea Constituyente que rige con poderes absolutos a Venezuela, puso en duda la participación de militares en el incidente. “Hay una persona fallecida, es la información que tengo. Dijeron que había sido la Guardia Nacional, ya se está demostrando que no tiene nada que ver la Guardia Nacional”, dijo Cabello a periodistas.

Cuatro uniformados y un vehículo tipo jeep que formaban parte de una caravana militar fueron retenidos por líderes indígenas, reveló un parte policial.

Además, dos ambulancias venezolanas cruzaron la frontera brasileña, cerrada desde la noche anterior, transportando unos cinco heridos por arma de fuego a un hospital del estado limítrofe de Roraima, al norte de Brasil. “No fue un enfrentamiento, fue un ataque”, relató en un hospital brasileño el indígena venezolano Salomón Pérez, mientras aguardaba noticias sobre sus familiares que según él fueron heridos por los militares.

El representante especial norteamericano para Venezuela, Eliott Abrams y el secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, condenaron el hecho.

Etiquetas: