Martes 15 DE Enero DE 2019
Mundo

Presidente francés recibido por empleado del aeropuerto en Buenos Aires; Airbus de Merkel aterriza de emergencia

A los minutos, vicepresidenta argentina da bienvenida oficial a Emanuel Macrón. Por aparte, problema técnico obliga al avión de la canciller alemana a descender en Colonia.

Fecha de publicación: 29-11-18
Por: AFP
Más noticias que te pueden interesar

Buenos Aires / Berlín – Al dirigirse a la cumbre del G20 en Argentina, el presidente francés Emmanuel Macron pudo haber esperado tener un respiro de las protestas en casa, donde los manifestantes han adoptado chalecos amarillos como su emblema.

Pero al bajarse del avión en Buenos Aires la madrugada de este miércoles, a la primera persona que vio –un empleado del aeropuerto- estaba vestida con una de estas prendas de alta visibilidad.

El líder francés estrechó la mano del trabajador, que abrió la puerta del avión, antes de que él y su esposa Brigitte recibieran un saludo más oficial en la pista por parte de la vicepresidenta Gabriela Michetti.

Los chalecos amarillos, la vestimenta altamente visible utilizada por el personal de los servicios de emergencia, se han convertido en un símbolo de las cada vez más enérgicas protestas en Francia, desatadas por un incremento en los impuestos al combustible.

Macron espera reducir las emisiones de carbono y enfrentar el reto a largo plazo del cambio climático, pero los manifestantes aseguran que las familias de bajos ingresos son las más afectadas.

Susto para Merkel

El avión de la canciller Angela Merkel, que se dirigía a Argentina para la cumbre del G20, fue obligado a aterrizar de emergencia en la ciudad alemana de Colonia debido a un problema técnico, indicó la cancillería.

“Tras un problema técnico, el avión gubernamental aterrizó de forma segura en Colonia hace unos minutos”, indicó la cancillería. La fuente no pudo precisar cuándo podrá retomar la funcionaria su viaje hacia Buenos Aires.

Según DPA, que viaja con ella, tomará otro avión esta noche para llegar a la cumbre. Los bomberos esperaban en la pista de aterrizaje al Airbus A340-300, con nombre de Konrad Adenauer, el primer canciller alemán de la posguerra, indicó la agencia.

El capitán informó a los pasajeros que debía dirigirse a Colonia porque un problema técnico provocó la interrupción de varios sistemas eléctricos. “No se preocupen, vamos a aterrizar de forma segura en Colonia”, dijo.

El Airbus dio media vuelta al sobrevolar Holanda y se dirigió a Colonia, donde están su base y la única nave de sustitución, precisó DPA. El aterrizaje fue brusco. El avión contaba con mucho combustible y el peso obligó a usar con fuerza los frenos.

Etiquetas: