Martes 19 DE Febrero DE 2019
Mundo

Trump autoriza uso de fuerza y amenaza con cierre de la frontera

Al cierre de esta edición, se reportaban más de cien migrantes en la garita de El Chaparral para exigir ser atendidos.

 

Fecha de publicación: 23-11-18
Migrantes y autoridades federales de México en un momento de tensión ayer, cerca de la garita de El Chaparral, en Tijuana. Trump acusa a los migrantes de tratar de invadir EE. UU. Por: DPA/AFP
Más noticias que te pueden interesar

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, confirmó ayer que ha autorizado el uso de la “fuerza letal” en la linde con México para frenar a los “criminales” que intentan cruzarla e incluso no descarta cerrar por completo la frontera sur para “controlar” la situación.

Trump, que ayer ha hablado con las tropas con motivo de Acción de Gracias, se ha mostrado “orgulloso” de la labor de las fuerzas de seguridad en la frontera y ha asegurado que su administración trabaja para que la vigilancia sea “muy fuerte”.

El mandatario, que no ha escatimado críticas contra la caravana de migrantes centroamericanos que ha llegado a México, ha asegurado que entre estas personas hay “criminales”, entre ellos “al menos 500” que tendrían antecedentes policiales “graves”.

En este sentido, ha acusado a los demócratas de querer “abrir las fronteras” y ha dicho que no quiere para Estados Unidos lo que está pasando en la localidad mexicana de Tijuana, donde hay “peleas” en las calles.

Trump ha confirmado que ha autorizado el uso de la fuerza letal en la frontera, aunque “espera” que no sea necesario. Asimismo, ha señalado que si la situación se vuelve “incontrolable” será necesario cerrar “toda la frontera” de forma temporal.

AVANZAN A PUENTE FRONTERIZO

Cientos de centroamericanos de la gran caravana migrante que llegó a la mexicana Tijuana se dirigían ayer en manifestación a un puente fronterizo con Estados Unidos para exigir se les permita pedir refugio, ante la vigilancia de helicópteros estadounidenses.

La multitud, en la que predominan los hombres, pero también hay mujeres y niños, salió al mediodía del albergue instalado por la alcaldía en Tijuana para dirigirse al puente El Chaparral, localizado a poco menos de un kilómetro.

Al cierre de esta edición, se reportaba que al menos 150 migrantes ya se encontraban en la garita de El Chaparral para exigir ser atendidos por las autoridades estadounidenses en su demanda de asilo político. Afirman que no pretenden cruzar de forma ilegal.

Un oficial mexicano y uno de Aduanas y Protección Fronteriza de EE. UU. participan en un ejercicio de preparación en el puerto de entrada de San Ysidro.

Las autoridades estadounidenses permanecían en alerta ante el arribo de la caravana y programaron un ejercicio operativo ayer por la tarde en la garita de San Ysidro para elevar las medidas de seguridad

Un agente del grupo Beta –formación de oficiales y voluntarios del gobierno mexicano que auxilia desde hace años a los migrantes– sostuvo una conversación con migrantes, a quienes explicó que para cruzar a
EE. UU. para pedir asilo deben anotarse en una lista de espera, lo que los migrantes rechazaron. También les enumeró supuestos beneficios que se les ofrecerían en México, entre ellos empleo para que generen ingresos durante el tiempo que esperen su turno para pedir asilo.

MIEDO  RAZONABLE

Los centroamericanos que lleguen a los puntos fronterizos de EE. UU. solicitando asilo deberán esperar en México mientras las autoridades estadounidense procesan su solicitud, según las nuevas medidas que planea poner en marcha el presidente, según una información publicada por The Washington Pos’. Aquellos que no puedan demostrar un “miedo razonable” de ser perseguidos en México no podrán entrar en EE. UU. Actualmente, los migrantes que alegan un miedo razonable a regresar a su país pueden permanecer en EE. UU. hasta que un juez decida sobre su petición de asilo. –EL PAÍS

Etiquetas: