Lunes 24 DE Septiembre DE 2018
Mundo

Oficialismo asedia marchas

Pese a la represión en Nicaragua, los opositores continúan saliendo a las calles bajo riesgo de ser apresados e incriminados como “terroristas”.

Fecha de publicación: 10-09-18
La policía antidisturbios realiza una barrera para impedir a los simpatizantes del FSLN enfrentarse con manifestantes contra Ortega. Por: dpa
Más noticias que te pueden interesar

Miles de personas se manifestaron ayer de forma pacífica en la capital y otras ciudades de Nicaragua para exigir la liberación de los manifestantes detenidos por el Gobierno de Daniel Ortega, en medio del asedio de grupos oficialistas, acusados también por los obispos de atacar varias iglesias del país.

Al grito de “Libertad de los presos políticos”, decenas de ciudadanos se sumaron en Managua a la denominada “Marcha de los globos” convocada por familiares de los detenidos, recorriendo barrios de Managua donde los vecinos salían de las casas con bandera en mano como muestra de simpatía.

Los participantes recorrieron varios kilómetros más de lo previsto, tras verse obligados a cambiar la ruta trazada debido al asedio de las fuerzas de choque del Gobierno y la presencia de antimotines, dijeron los organizadores.

“No tenemos miedo”, coreó la multitud tras salir de la rotonda Cristo Rey, al oeste de la ciudad, en medio de policías y manifestantes gubernamentales que llegaron a bordo de camionetas a gritar consignas a favor de Ortega en una marcha denominada “Paz, vida y justicia”.

“Este pueblo es Elsa Valle, es Irlanda Jerez, es Medardo Mairena. Los presos políticos están ahí (en las cárceles) por todos los que estamos aquí marchando”, expresó al Canal 100% Noticias Carlos Valle, padre de Elsa, al agradecer a los ciudadanos por su masiva asistencia.

“Pido justicia por los torturados. Desde el 4 de septiembre no he visto a mi hijo. Su único delito es su amor a la patria”, dijo por su parte Mercedes Dávila, madre del dirigente estudiantil Bismarck Carcache, apresado la semana pasada y acusado por terrorismo por las autoridades.

La marcha opositora que culminó en Rubenia, al oriente de Managua, ocurrió dos días después de una huelga nacional de 24 horas que exigió “la liberación de los presos políticos” y un día después de que el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, dijera tener informes de que en las cárceles nicaragüenses hay más de mil presos políticos.

El cardenal Leopoldo Brenes, arzobispo de Managua, exhortó a los organizadores de las diversas manifestaciones a evitar confrontaciones innecesarias.

Iglesia denuncia nuevos ataques

El cardenal de Nicaragua, Leopoldo Brenes, lamentó ayer los ataques contra varios templos católicos del país ejecutados en las últimas horas por presuntos simpatizantes del Gobierno y solicitó junto a otros obispos respeto por los templos y las celebraciones religiosas. Según denunciaron, algunos templos se han visto afectadas por personas que se colocan con parlantes en momentos que se celebra la eucaristía.-DPA

 

+300

nicaragüenses se encuentran actualmente presos, según grupos humanitarios.

Etiquetas: