Miércoles 21 DE Noviembre DE 2018
Mundo

Juez suspende deportación de familias migrantes 

Un juez federal de Estados Unidos suspendió indefinidamente la deportación de familias migrantes con el objetivo de que los menores de edad puedan solicitar asilo en el país.

Fecha de publicación: 17-08-18
Imagen de archivo de familias migrantes en un centro de procesamiento migratorio en McAllen, Texas. FOTO: AFP/US CUSTOMS AND BORDER PROTECTION Por: DPA
Más noticias que te pueden interesar

El juez Dana Sabraw, de California, había suspendido ya temporalmente estas deportaciones el pasado 16 de julio, en espera de un acuerdo entre la organización de derechos civiles que demandó al Gobierno de Donald Trump y éste. En la tarde del jueves ordenó que la suspensión sea indefinida.

El juez Sabraw es el mismo que ordenó a la administración Trump la reunificación de todas las familias separadas después de cruzar ilegalmente la frontera desde México en lo que se conoce como “tolerancia cero”.

Esta fue puesta en marcha por el Gobierno republicano con la intención de desincentivar la llegada de inmigración ilegal y la política fue condenada dentro y fuera del país.

Sabraw tomó inicialmente la decisión después de que así se lo pidiera la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU), una de las organizaciones más importantes de defensa de los derechos civiles del país.

ACLU fue quien demandó a la administración por las separaciones y logró que el magistrado ordenara en junio la reunificación de los niños separados de sus padres.

La organización defiende que, tras la reunión con sus hijos, los padres precisan de al menos una semana para decidir si solicitan asilo en Estados Unidos. El Gobierno no está de acuerdo.

La decisión de frenar indefinidamente las deportaciones seguirá en vigor mientras ACLU y la administración continúan su litigio sobre el tema.

La mayor parte de quienes cruzan la frontera desde México procede de El Salvador, Honduras y Guatemala, el violento Triángulo Norte de Centroamérica.

De los más de 2.500 niños separados de sus padres en el marco de la política de “tolerancia cero”, más de 500 continúan sin haber sido reunidos con ellos. Muchos de los progenitores habían sido deportados ya a sus países de origen cuando el juez Sabraw ordenó la reunificación de las familias separadas.

 

 

Etiquetas: