Lunes 12 DE Noviembre DE 2018
Mundo

Ortega descarta renunciar a la presidencia de Nicaragua

El mandatario nicaragüense concedió este lunes una entrevista a la cadena estadounidense Fox News.

Fecha de publicación: 23-07-18
Por: AFP/DPA
Más noticias que te pueden interesar

Daniel Ortega afirmó este lunes que no renunciará a la presidencia de Nicaragua antes de terminar su mandato en 2021, desoyendo el reclamo de los opositores que reclaman su salida inmediata del poder para superar la crisis.

“Nuestro período electoral finaliza con las elecciones de 2021, cuando tendremos nuestras próximas elecciones”, dijo en entrevista con la cadena estadounidense Fox News, rechazando ceder a las demandas de la oposición de comicios anticipadas. “Adelantar las elecciones crearía inestabilidad, inseguridad y empeoraría las cosas”, dijo, según la traducción de la versión en inglés de sus declaraciones.

“Adelantar las elecciones crearía inestabilidad, inseguridad y empeoraría las cosas”, dijo Ortega, según la traducción al español de la versión en inglés de sus declaraciones al programa “Special Report with Bret Baier”.

El mandatario de 72 años, que ha gobernado Nicaragua durante un total de 22 años desde que la revolución sandinista que lideró provocó en 1979 la caída del dictador Anastasio Somoza, señaló que los violentos disturbios iniciados en abril ya terminaron.

“Ha pasado una semana desde el fin de los disturbios. Las cosas se están volviendo más normales en el país”, dijo el exguerrillero, aunque reconoció que las manifestaciones pacíficas a favor y en contra de su gobierno continúan.

La afirmación de Ortega del fin de la turbulencia en Nicaragua alude a las manifestaciones antigubernamentales de principios de mes, violentamente reprimidas por la policía y grupos paramilitares afines al presidente.

Continúan protestas

Millares de manifestantes, en su mayoría jóvenes universitarios, salieron nuevamente este lunes a las calles en Managua, la capital de Nicaragua, e insistieron en sus reclamos de “libertad” y “justicia”, pidiendo a la vez la renuncia de Ortega.

Los participantes fueron convocados por la Coordinadora  Universitaria, que dirige las protestas contra el Gobierno desde abril pasado, para conmemorar el Día del Estudiante, en recuerdo de una masacre de jóvenes por parte del régimen de Anastasio Somoza en la ciudad de León (oeste), el 23 julio de 1959.

Portando banderas azul y blanco de Nicaragua, los manifestantes recorrieron varios kilómetros sobre la carretera a Masaya desde la rotonda Jean Paul Genie (oriente) hacia la jesuita Universidad Centroamericana (UCA), en una céntrica zona de Managua.

“El Gobierno no es eterno, se tiene que ir”, dijo una capitalina que como muchos más lucía una pañoleta al cuello, con los colores de la bandera nacional.

Sonando bocinas y vuvuselas, varios jóvenes bailaban y cantaban mientras la marcha continuaba avanzando de forma pacífica. Muchas personas salían de sus casas y oficinas para saludarlos.

Mientras, grupos de motociclistas encapuchados se apostaron sobre la rotonda de Metrocentro, cercana a la UCA, donde culminaría la movilización. También policías fuertemente armados se movilizaron en el mismo sector, según confirmaron periodistas en el lugar.

Tras conocerse el anuncio de esta marcha, el Gobierno convocó a otra manifestación en Managua para celebrar el Día del Estudiante y reclamar “justicia para las víctimas del terrorismo”, en alusión a una veintena de policías muertos durante las protestas.

Según la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH, no gubernamental), al menos 700 personas han sido detenidas en los últimos tres meses, entre ellas varias a quienes el Gobierno acusa de ser “terroristas” por participar en protestas contra Ortega.

Etiquetas: