Lunes 24 DE Septiembre DE 2018
Mundo

Un convoy humanitario ingresa a Guta Oriental en Siria

El Consejo de Seguridad de la ONU adoptó este lunes una resolución que pide abrir una investigación internacional independiente sobre la ofensiva del régimen sirio en este enclave rebelde.

Fecha de publicación: 05-03-18
Una ambulancia que forma parte del convoy humanitario ingresa a Duma en el enclave rebelde sirio de Guta Oriental. AMER ALMOHIBANY / AFP Por: AFP
Más noticias que te pueden interesar

Un convoy de ayuda humanitaria ingresó por primera vez este lunes en el enclave rebelde de Guta Oriental, cerca de Damasco, donde las tropas del gobierno sirio conquistaron en los últimos días varias localidades tras una sangrienta ofensiva contra los insurgentes.

El poder de Bachar al Asad controla ahora un tercio de este bastión rebelde de unos 100 km2 a las puertas de Damasco, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH). Lanzada el 18 de febrero, su ofensiva ha estado marcada por bombardeos de una amplitud inédita que han dejado casi 750 civiles muertos, informó la misma fuente.

Por su parte, el Consejo de Seguridad de la ONU adoptó este lunes una resolución que pide abrir “urgentemente” una investigación internacional independiente sobre la ofensiva del régimen sirio en este enclave rebelde. El texto propuesto por Reino Unido fue adoptado por 29 votos de los 47 Estados, de los cuales cuatro votaron en contra y 14 se abstuvieron.

Apoyado por su aliado ruso, el régimen espera reconquistar íntegramente este enclave donde sus 400.000 habitantes, que viven en sótanos para evadir los ataques, sufren una grave escasez de alimentos y medicamentos. “Un infierno en la tierra”, describió el jefe de la ONU.

Este lunes, el convoy de 46 camiones transportó comida y material de asistencia médica para 27.500 personas hasta Duma, principal ciudad de Guta Oriental, según la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (Ocha, por sus siglas en inglés).

Sin embargo, la agencia de la ONU precisó que “no fue autorizado a cargar numerosas (cantidades de) ayudas médicas vitales”. Como consecuencia de esta situación, “tres de los 46 camiones que fueron enviados hoy a Duma están casi vacíos”, subrayó una responsable de Ocha en Damasco, Linda Tom.

El convoy, con camiones de la Media Luna Roja Siria y el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), “es un primer paso positivo y aliviará los sufrimientos inmediatos de algunos civiles”, celebró no obstante el director del CICR en Medio Oriente, Robert Mardini.

“Pero un convoy, por muy grande que sea, nunca será suficiente teniendo en cuenta las desastrosas condiciones” en el enclave, asediado por el régimen desde 2013, matizó. Se trata de la primera ayuda que llega a los habitantes después que el régimen lanzara su operación aérea con una violencia extrema en este país arrasado por la guerra desde 2011, que ha dejado más de 340.000 muertos.

Los sirios desplazados son escoltados por soldados rusos y las fuerzas del gobierno sirio cuando regresan a sus aldeas en la zona de Abu al-Duhur. George OURFALIAN / AFP

La ofensiva sigue

A Guta Oriental no se puede ingresar ninguna ayuda sin la luz verde del régimen. La última vez que fue posible llegar a los habitantes fue a mediados de febrero. La ONU recibió las autorizaciones necesarias para distribuir ayudas a “70.000 personas”, por lo que está previsto un segundo envío el jueves.

Estas ayudas se producen gracias a una “pausa humanitaria” de cinco horas diarias anunciada por Rusia y que entró en vigor el martes pasado, para permitir el envío de ayuda y la evacuación de heridos y civiles de este enclave.

Pese a esta tregua, el régimen continúa sus bombardeos aéreos y disparos de artillería, y los combates sobre el terreno se han intensificado en los últimos días. Al menos 50 civiles murieron este lunes por los ataques contra varios sectores de Guta, indicó el OSDH.

En los hospitales, se registraron los mismos dramas que a diario constatan los corresponsales de la AFP, con niños con los rostros ensangrentados llorando, hombres con la cabeza vendada y a veces cubiertos de tierra.

“La operación debe continuar”, advirtió el domingo Bachar el Assad, que hace oídos sordos a los llamados de las potencias occidentales. Sus fuerzas controlan el este y el sudeste de esta zona y avanzaron al corazón del enclave rebelde, a sólo dos kilómetros de Duma, la gran ciudad de la región, según el OSDH.

Un anciano sirio herido espera recibir tratamiento en un hospital en Duma después de los bombardeos del gobierno sirio en el enclave rebelde asediado. HAMZA AL-AJWEH / AFP

‘Castigo colectivo’

El objetivo es partir en dos el enclave rebelde para separar el sector norte, donde se encuentra Duma, del sur, indicó.

Guta representa sólo un tercio de esta inmensa región agrícola. Los dos tercios restantes ya están en manos del régimen. “Continuamos viendo más combates, más muertos”, lamentó el domingo el coordinador humanitario regional de la ONU para la crisis Siria, Panos Mumtzis, al denunciar una “escalada de violencia”.

“Este castigo colectivo de los civiles es simplemente inaceptable”, subrayó. Gracias al apoyo militar de Rusia, pero también de Irán, el régimen de Assad multiplicó las victorias frente a los rebeldes y a los yihadistas, hasta retomar el control de más de la mitad del territorio sirio.

Un niño besa a un familiar que resultó herido en los bombardeos del domingo. HASAN MOHAMED / AFP

Etiquetas: