Miércoles 23 DE Octubre DE 2019
Mundo

Venezolanos elegirán alcaldes con triunfo adelantado del oficialismo

De los 335 municipios que elegirán alcaldes por cuatro años, el oficialismo gobierna 242 y la oposición 76. Los demás son manejados por disidentes o independientes.

Fecha de publicación: 09-12-17
Maduro durante la presentación de una computadora utilizada para extraer criptomonedas Ethereum en la Feria Internacional de Ciencia y Tecnología (FITEC) en Caracas, el pasado lunes.
Por: DPA/AFP

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, se encamina a una nueva victoria en las elecciones de alcaldes mañana tras el retiro de los principales partidos opositores, con la mira puesta en su reelección en 2018.

Para estos comicios avalados por la polémica Asamblea Constituyente están convocados 19.7 millones de electores, pero las tres agrupaciones que inclinan la balanza en la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) rechazó participar al denunciar la falta de garantías de equidad y transparencia electoral.

Mientras la crisis económica arrecia con una inflación despiadada, el escepticismo domina y en ciudades como Caracas, Maracaibo o San Cristóbal no hay ambiente de campaña.

“No voy a votar porque no creo en la transparencia del CNE (Consejo Nacional Electoral)”, afirmó Nerver Huerta, diseñador gráfico de 38 años.

Maduro encuentra el camino despejado luego de “falta de garantías”. Pero otras organizaciones y dirigentes opositores compiten por cuenta propia.

Quienes rechazan ir a las urnas tildan de “fraudulentos” los comicios del 15 de octubre, en los que el chavismo arrasó con 18 de 23 gobernaciones.

Cambio de centros de votación a última hora, adulteración de actas y clientelismo adujeron los partidos de Henrique Capriles, Leopoldo López –en arresto domiciliario– y Henry Ramos Allup para marginarse.

“La ausencia de los principales partidos y la presión de la maquinaria chavista hacen inviable que la oposición pueda mantener siquiera la mitad de las alcaldías que controla”, señaló Eugenio Martínez, experto electoral.

Al contrario, el gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) “mejorará sus cuotas de poder”, añade.

La derrota opositora en las elecciones de gobernadores –con alta abstención de sus partidarios– acentuó las divisiones en la MUD.

Dirigentes como Capriles dejaron la coalición cuando cuatro gobernadores electos por el partido de Ramos Allup se juramentaron ante la Asamblea Constituyente chavista que rige con poderes absolutos.

Dicha instancia, desconocida por la MUD y varios gobiernos, exigía a los ganadores subordinarse a su autoridad, requisito que también tendrán los alcaldes. Por negarse, la elección de un candidato de Capriles fue anulada.

“No son elecciones, sino adjudicaciones”, señaló la exdiputada María Corina Machado, quien afirma que votar es reconocer a la Constituyente y una “traición” tras la muerte de 125 personas durante protestas contra Maduro entre abril y julio.

En “default”

>Venezuela fue declarada nuevamente en default ayer por la agencia calificadora S&P Global Ratings, por no haber desembolsado US$183 millones para el pago de dos bonos de deuda con vencimientos en 2023 y 2028. S&P advirtió en su nota que Venezuela “podría de nuevo incumplir un pago en sus obligaciones de deuda” en los próximos tres meses. La petrolera estatal PDVSA, declarada también en default parcial por agencias calificadoras y un grupo de acreedores, aseguró ayer en Twitter que inició el pago de US$233 millones de intereses de bonos, cuyo periodo de gracia vence el próximo lunes. –AFP