Sábado 17 DE Noviembre DE 2018
Mundo

Masacre en Las Vegas deja más de 50 muertos

Un solo asesino disparó varias ráfagas desde un hotel de Las Vegas contra una multitud de personas que asistían a un concierto en la calle.

Fecha de publicación: 03-10-17
Varias personas cargan a un herido y huyen del lugar del concierto, donde más de 500 asistentes quedaron heridos. Por: EL PAÍS
Más noticias que te pueden interesar

Estados Unidos despertó ayer ante la mayor masacre a tiros de su historia. Un solo sospechoso, desde un piso 32 del hotel Mandalay Bay de Las Vegas (Nevada), mató al menos a 59 personas y dejó más de 500 heridos antes de suicidarse cercado por la Policía. Lo hizo a tiros, con armas automáticas, disparando contra una masa de unas 22 mil personas que asistían a un concierto al aire libre a unos pocos cientos de metros de distancia.

Doce horas después de la masacre, los investigadores aún no tenían pistas sobre los motivos. El autodenominado Estado Islámico asumió la autoría del ataque, algo que las autoridades han acogido con escepticismo.

El autor de la matanza fue identificado como Stephen Craig Paddock, un hombre blanco de 64 años vecino de Mesquite (Nevada), 130 kilómetros al noreste de Las Vegas. Paddock se suicidó justo antes de que entraran los agentes en su habitación, según informó el sheriff del condado Clark, en el que se encuentra Las Vegas. El jefe de la Policía de Nevada, Joseph Lombardo, dijo que cree que se trata de un “lobo solitario”.

El supuesto asesino guardaba diez pistolas y varias armas largas en la habitación desde la que efectuó los tiros, según indicó el oficial Kevin McMahill. Paddock, que carecía de antecedentes penales graves, llevaba alojado en esa habitación de hotel desde el 28 de septiembre.

Miles de personas asistían el domingo por la noche al último concierto de un festival country llamado Route 91. Jason Aldean cantaba en el escenario. A las 22:08 locales, según la Policía de Las Vegas, se empezaron a escuchar disparos. Varios videos compartidos en redes sociales muestran a la banda en el escenario confundida. Varios testigos dijeron que parecían “fuegos artificiales”. Entonces, cesó la música. Y en los videos se escuchan con claridad las ráfagas automáticas sobre la multitud, provenientes de lo alto del casino Mandalay Bay. La gente empezó a correr presa del pánico.

La ciudad entera estuvo colapsada durante horas, con las calles cortadas al tráfico hasta que pasadas las dos de la madrugada la Policía concluyó que el tirador había actuado solo.

Vidrios rotos de la habitación del hotel donde el atacante disparó contra la multitud.

El Estado Islámico

El Estado Islámico se atribuyó la autoría del ataque en un comunicado de la agencia Amaq, órgano de propaganda de los yihadistas. “El atacante es uno de nuestros soldados, que se convirtió al islam hace unos meses”, afirman.

“No existe hasta ahora ningún vínculo conocido entre el tirador y ningún grupo extranjero conocido”, señaló un portavoz del FBI durante una rueda de prensa celebrada en la ciudad.

Condolencias

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dio sus condolencias a las víctimas a primera hora de la mañana. “Mis más cálidas condolencias y solidaridad a las víctimas y las familias del terrible tiroteo de Las Vegas. ¡Que Dios los bendiga!”, escribió en un tuit.

Políticos de Estados Unidos y otras partes del mundo dieron igualmente sus condolencias a las víctimas, entre ellos el vicepresidente Mike Pence.

Trump calificó el suceso como “un acto de pura maldad”, en rueda de prensa. El miércoles se desplazará a Las Vegas, tras visitar el martes Puerto Rico para evaluar los daños del huracán María.

Se mantendrán banderas a media asta en señal de duelo en todos los edificios oficiales de Estados Unidos a partir de hoy.

Arsenal

Stephen Craig Paddock tenía 16 fusiles, incluyendo algunos con miras, y una pistola en su habitación, según las autoridades. Dos estaban modificados para ser totalmente automáticos, de acuerdo con dos funcionarios federales.

En la casa de Paddock, las autoridades encontraron otras 18 armas, explosivos y miles de municiones. También, había en su auto varios kilogramos (libras) de nitrato de amonio, un fertilizante que puede usarse para fabricar explosivos, como los utilizados en la detonación de Oklahoma de 1995. –AP

Silencio sobre regular armas

Detrás de la masacre en Las Vegas subyacen estadísticas estremecedoras que hacen de la violencia armada en Estados Unidos una anomalía en el mundo desarrollado.

Sin embargo, ninguna de las matanzas de los últimos años han logrado un debate para endurecer el acceso a pistolas y rifles, cuyo uso está amparado por la Constitución.

Ayer, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, opinó que era “prematuro” iniciar esa discusión.

El Servicio de Investigación del Congreso calculó, en un estudio de 2012, que tres años antes habían unas 310 millones de armas. La población estadounidense es de 321 millones de habitantes.

Apoyado en la campaña electoral por la mayor organización estadounidense defensora del derecho a poseer armas de fuego, la National Rifle Association (NRA), Trump declaró cien días después de su llegada al poder, en una insólita comparecencia de un presidente en ejercicio ante la NRA: “Tienen un auténtico amigo en la Casa Blanca (…). Ustedes me han apoyado, yo los voy a apoyar”.

Su exrival demócrata Hillary Clinton afirmó en Twitter “debemos dejar la política de lado, enfrentar a la NRA y trabajar juntos para intentar que esto no vuelva a ocurrir”.

Nancy Pelosi, líder de la bancada demócrata de la Cámara de Representantes, escribió a su contraparte republicano Paul Ryan pidiendo la creación de una comisión para proponer “una ley de sentido común para ayudar a poner fin a esta crisis”.

“Fue un acto de pura maldad”.

Donald Trump, presidente de EE. UU.

46,595

Incidentes armados se han registrado en el país en lo que va del año, en los que han muerto 11 mil 652 personas.

33,880

Personas mueren cada año por disparos de armas de fuego, lo que equivale a un promedio de 93 fallecidos al día, según la Campaña Brady.

El recuerdo de Pulse

La anterior masacre de un calibre similar fue la perpetrada en junio del año pasado, también por un solo asesino con armas de asalto, en la discoteca Pulse, en Orlando, Florida. Murieron 50 personas, ejecutadas una a una a sangre fría durante horas de asedio. Pulse era una discoteca de ambiente gay. Ese dato dio pistas sobre la motivación del asesino desde el primer momento. En el caso de Las Vegas, el origen de la locura seguía siendo un misterio. -EL PAÍS

 

Etiquetas: