Viernes 21 DE Septiembre DE 2018
Mundo

Fuerzas turcas y sirias expulsan al EI de frontera

La pérdida priva al EI de una vía fundamental para obtener suministros y adeptos, aunque el grupo continúa en posesión de territorio tanto en Siria como en Irak.

Fecha de publicación: 05-09-16
Tanques militares turcos durante los enfrentamientos entre combatientes islámicos. Por: AP/AFP
Más noticias que te pueden interesar

Fuerzas turcas y rebeldes sirios aliados expulsaron al Estado Islámico (EI) ayer del último tramo de territorio que controlaba en la frontera sirio-turca. El primer ministro turco Binali Yildirim afirmó que con la ofensiva le quitaron al EI rutas claves de tránsito para suministros y reclutamiento.

“Desde Azaz a Jarabulus, nuestra frontera de 91 kilómetros fue completamente controlada”, dijo Yildirim en una declaración televisada desde la ciudad de Diyarbakir (sureste).

“El Estado Islámico perdió contacto con el mundo exterior tras perder las últimas poblaciones en su poder en la frontera”, indicó por su parte el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

El avance ocurre en el marco de la operación Escudo del Éufrates iniciada el 24 de agosto, para atacar simultáneamente al EI y a las fuerzas kurdas del YPG que desempeñaron un papel clave para sacar a los yihadistas de la frontera sirio-turca.

La milicia kurda YPG es aliada clave de la coalición liderada por Estados Unidos contra el EI, y ha recuperado territorio que se encontraba en manos de los yihadistas en Siria.

Pero el Gobierno turco considera al YPG como un grupo “terrorista” y se ha mostrado alarmado por su expansión en la frontera, pues teme la creación de una región semiautónoma kurda en el norte de Siria.

Sitian Alepo

Por otra parte, las fuerzas del Gobierno sirio ocuparon ayer una escuela militar y cercaron nuevamente los barrios en manos de los rebeldes en Alepo (norte de Siria), anunció el OSDH.

Esta academia está en la periferia sur de la antigua capital económica y, al tomarlas, el Ejército y sus aliados cierran la única vía de suministro de los barrios controlados por los insurgentes, donde viven unas 250 mil personas.

Excapital económica del país, Alepo está dividida en dos desde julio de 2012, al Este los barrios rebeldes y al Oeste los barrios controlados por el régimen.

Al margen de la cumbre del G20 en China, el presidente turco Recep Tayyip Erdogan llamó a los países de la OTAN –de la que Turquía es miembro– a mantener una postura común sobre todas las organizaciones “terroristas”. “Todas las formas de terrorismo son malas y debemos estar unidos contra ellas”, declaró tras reunirse con su homólogo estadounidense, Barack Obama.

Erdogan insistió en la necesidad de evitar que se forme un “corredor del terror” en la frontera turco-siria, en referencia al deseo de las milicias kurdas de unir los cantones de Afrin y Kobane en el Norte de Siria para formar una zona autónoma con continuidad geográfica.

Consecutivas derrotas

El Estado Islámico había ocupado la zona fronteriza antes de que declarara su autoproclamado califato en junio de 2014. El grupo extremista, que controla partes de Siria e Irak, ahora está rodeado por todos lados por fuerzas hostiles.

La pérdida de su territorio a lo largo de la frontera con Turquía sigue a una serie de derrotas recientes para el Estado Islámico, como su expulsión de la ciudad central iraquí de Faluya y su derrota en el antiguo bastión de Manbij, en el norte de Siria. Los ataques aéreos de la coalición liderada por Estados Unidos han matado a varios de los miembros fundadores más destacados y líderes del grupo. –AP

 

30,000


Combatientes estima el Pentágono que posee el Estado Islámico entre Irak y Siria.

Etiquetas: