Jueves 21 DE Febrero DE 2019
Mundo

Trump amplia la división en las filas republicanas

El candidato agrava su desencuentro con referentes conservadores como Paul Ryan y John McCain. Varios líderes republicanos le retiran su apoyo.

Fecha de publicación: 05-08-16
El candidato republicano habla a simpatizantes en el Merrill Auditorium en Portland, Maine. Por: EL PAÍS/AP
Más noticias que te pueden interesar

La apariencia de unidad que el Partido Republicano intentó dar en su convención de Cleveland hace dos semanas, cuando coronó a Donald Trump como candidato, se ha ido resquebrajando conforme han pasado los días. Notables republicanos (como la presidenta de la multinacional Hewlett Packard o un congresista de Nueva York) han anunciado que votarán por la demócrata Hillary Clinton, y Trump ha agravado su desencuentro con referentes conservadores, Paul Ryan y John McCain, al negarles el apoyo en las elecciones de sus respectivos estados.

Incluso el número dos de Trump, el candidato a vicepresidente Mike Pence, se desmarcó del empresario y apoyó a Ryan. A tres meses de las elecciones presidenciales, el candidato más inesperado e indomable está poniendo a prueba las costuras del partido.

El magnate se revolvió contra el establishment de su partido el martes. En una entrevista en el diario The Washington Post, el empresario neoyorquino rehusó respaldar a Paul Ryan y a John McCain en las primarias de Wisnconsin y Arizona, sus respectivos estados.

A Ryan, presidente de la Cámara de Representantes, le devolvió la venganza en frío: “Aún no estoy listo para apoyarle”, dijo, usando palabras parecidas a las de Ryan sobre el candidato, al que bendijo tarde y como mal menor a “los Clinton”.

Y McCain, prisionero de guerra en Vietnam, fue el más duro con el candidato por su ofensa a la familia de un capitán estadounidense musulmán muerto en combate.

Ayer, Ryan ratificó su respaldo al magnate en sus primeras declaraciones desde que el candidato presidencial se negó a apoyarlo en su inminente elección primaria.

Ryan dijo en una entrevista radial en Green Bay, Wisconsin, que el único respaldo que le importa es el de los votantes de su distrito.

Pero añadió que Trump “ha tenido una campaña bastante rara desde la convención. Cualquiera diría que deberíamos concentrarnos en Hillary Clinton y sus deficiencias”. Según Ryan, es “deplorable” que ese no sea el tema de la campaña.

El candidato vicepresidencial Mike Pence trató de tranquilizar las cosas. Al contrario que su compañero de carrera electoral, resaltó su apoyo a Ryan.

“He hablado con Donald Trump esta mañana sobre mi apoyo a Ryan y nuestra amistad de tiempo. Y me ha animado a hacerlo “, dijo en la cadena ‘Fox’.

Pence, aspirante a laVicepresidencia, ya trató de cerrar heridas en la polémica con los padres del soldado muerto en Irak, matizando las palabras de Trump, y ayer actuó igual: “Todo esto es parte del proceso de unificar al partido”.

Mientras, la presidenta de Hewlett Packard (HP), Meg Whitman, una de las mujeres ejecutivas más importantes del mundo, republicana muy influyente, dijo la noche del miércoles que votaría por Hillary Clinton.

El candidato republicano “pondría en peligro la estabilidad y la seguridad del país”, dijo. Se sumaba así a la deserción pública de Richard Hanna, congresista conservador por Nueva York, el estado del candidato.

El temor es si, más allá de los pronunciamientos públicos, también hay muchos republicanos que, o bien votan por Hillary Clinton, o bien se quedan en casa.

Trump no recibe alabanzas de los referentes del partido en público, pero arrasó en las primarias. Eso indica la distancia que hay entre la elite del partido y sus bases.

Críticas
ridículas

> El presidente estadounidense, Barack Obama, desdeñó ayer como “ridículas” las críticas de Donald Trump contra las elecciones presidenciales de noviembre en ese país, que el aspirante republicano denunció como amañadas.”

“Si el señor Trump sugiere que hay una teoría de la conspiración que está siendo propagada por todo el país (…) eso es ridículo”, dijo el mandatario durante una rueda de prensa en el Pentágono.

“Les digo, el 8 de noviembre tenemos que tener cuidado porque esta elección va a estar amañada”, dijo el lunes el belicoso millonario a la cadena Fox News.Algunos observadores adviertenque Trump podría estar preparando el terreno para rechazar un eventual triunfo de Clinton, y quizás provocar desórdenes civiles tras los comicios. –AFP

Pierde votos

Otro congresista republicano declaró que probablemente no votará por Donald Trump. Adam Kinzinger, representante de Illinois, dijo que el candidato “está violando una cantidad de normas sobre lo que es permisible en la política”.

Kinzinger dijo el miércoles a la cadena de noticias CNN que no apoyará a la demócrata Hillary Clinton, pero que podría escribir el nombre de otro candidato en la boleta o simplemente abstenerse de votar. Los representantes republicanos Richard Hanna (Nueva York), Charlie Dent (Pensilvania) e Ileana Ros-Lehtinen y Carlos Curbelo (Florida) han indicado que no votarán por Trump. Hanna incluso ha dicho que votará por Clinton. –AP


“Me reúno muy frecuentemente con Donald Trump. Es un candidato nuevo. Eso requiere un poco más de proceso de aprendizaje de lo que sería habitual”.

Rudy Giuliani exalcalde de Nueva York, al negar que se planea una intervención para exhortar a Trump a que abandone tácticas divisionistas.

Etiquetas: