Domingo 23 DE Septiembre DE 2018
Mundo

Reos matan a golpes a hombre que mató a su hijastro

José Francisco Perdomo fue enviado a la cárcel de Comayagua.

Fecha de publicación: 24-02-16
Más noticias que te pueden interesar

José Perdomo, padrastro acusado de asesinar al pequeño Ezequiel Hernández, falleció luego que los reos de la cárcel de Comayagua le dieran una golpiza.

Perdomo ingresó al centro penal de esa localidad en el centro de Honduras luego que compareciera ante los tribunales en donde se le acusó por la muerte del menor, la cual había confesado ante los medios de comunicación.

Tras su ingreso se reportó que había recibido una golpiza por parte de los interno, por lo que fue llevado a un centro hospitalario de la localidad en donde falleció debido a las heridas internas.

Su cuerpo de José Perdomo permanece en la morgue del hospital.

“No me alegra porque con su muerte no recuperamos al niño, ya no podremos saber si hubo más implicados y lo que nosotros pedimos ahora es que se aligere la entrega del niño. Nos dicen que tardará de siete días a tres meses y queremos que sea pronto. Tenemos angustia por como encontramos al niño”, dijo el padre biológico del menor, Ezequiel Hernández.

“Me quitó a mi hijo, mi dolor es interno y no voy a llorar para hacer show. Lo que no entiendo es por qué no me hizo algo a mí y sí al niño. Le hubiera salido mejor entregarlo y luego irse a Estados Unidos. Destruyó la vida del niño”, agregó el padre quien reconoció que Perdomo había sido su amigo. “A lo mejor tenía problemas mentales”.

Fue el pasado 13 de febrero que José Francisco Perdomo, padrastro del menor, llegó a la vivienda de su exmujer, de quien se había separado desde hace un año, y después de discutir con ella se llevó a su hija de cuatro años y a su hijastro. La angustiada madre comentó que su hija le manifestó que su papá le dio a beber algo a su hermanito y que esa bebida le produjo muchos vómitos.

Una familiar del niño manifestó que el sábado por la tarde él se llevó a los niños, sin percatarnos de lo que iba a suceder, ese mismo día intentó matar con un filoso cuchillo a su otro hijastro de 18 años, quien con una herida de gravedad en el cuello fue llevado de emergencia al hospital Santa Teresa, adonde le salvaron la vida”.

La madre del menor, Patrocinia García, al ver que su hijo no regresaba a la vivienda, fue a la Policía para poner la denuncia de la desaparición de su hijo.

Fue hasta el pasado lunes que se reportó el hallazgo del cadáver de un menor, en unos solares baldíos de la colonia CGT. El cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición, pero los familiares lo reconocieron por la vestimenta.

Después de hacer un operativo en Comayagua, la Policía logró ubicar al sospechoso en el barrio Rivas, pero fue él quien se presentó voluntariamente a declarar a la estación policial.

José Francisco Perdomo, padrastro del menor, con frialdad confesó que mató al niño en el río Humuya y que lo hizo porque tenía problemas con su exmujer, quien le exigía dinero para comida y según él se sentía hostigado.

TOMADO DE LAPRENSA

Etiquetas: