Domingo 23 DE Septiembre DE 2018
Mundo

El misterio tras el agujero en la tapadera del lapicero BIC

Ha estado presente en las escuelas, viviendas y oficinas desde el año 1959 cuando la compañía francesa lo lanzó.

Fecha de publicación: 17-08-15
Más noticias que te pueden interesar

Conocido por ser económico y uno de los más populares de la era moderna, pues desde su creación se han vendido alrededor de 100 mil millones de ejemplares, fue diseñado por Marcel Bich, quien usó su apellido para nombrar la marca pero le quita la “h” para hacerlo más comercial. Sin embargo, el simple lapicero no ha descuidado su funcionalidad, de hecho con el tiempo fue mejorando. El cambio talvez más notable que sufrió el BIC fue en 1991, cuando la empresa decidió incluir el agujero en la tapa para salvar vidas.

 

Tal y como señala el sitio de la firma, Bicworld.com, se incorporó el peculiar agujero en las tapas de los bolígrafos con el fin de minimizar el riesgo para los niños que accidentalmente los tragan. Este pequeño cambió permite que en caso alguien trague el objeto y este se quedare atascado en la tráquea, el aire pase de igual forma y se pueda seguir respirando.

 

Ahora ¿el agujero en el centro del lápiz BIC? Al parecer ayuda a igualar la presión del bolígrafo. “Estos respiraderos, o agujeros en la barra del lápiz, básicamente ayudan a prevenir fugas de tinta”, explican.

 

Es importante mencionar que el año pasado BIC modernizó su tradicional bolígrafo. Aunque todavía se vende la versión tradicional, el nuevo modelo incluye una membrana de goma en la parte trasera, para que se pueda usar en smartphones y/o tablets.

Etiquetas: