[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Investigación

CIV adjudica proyecto a empresa vinculada con casos de corrupción


Opción Técnica S. A., adjudicada con un contrato por más de Q91 millones, fue investigada por la Fiscalía Especial Contra la Corrupción (FECI) del Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) por su participación en dos casos de corrupción durante el Gobierno de Otto Pérez Molina.

foto-articulo-Investigación

El Gobierno de Alejandro Giammattei solicitó la reposición de un tramo de 27.4 kilómetros de asfalto de la Ruta Nacional 24 (RN24), en el municipio de La Libertad, Petén.

La Junta de Licitación de la Dirección General de Caminos del Ministerio de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda (CIV) decidió adjudicar el contrato a la empresa Opción Técnica S. A. por Q91 millones 48 mil 271.470, pese a que la constructora está señalada en al menos dos casos de corrupción durante el gobierno del Partido Patriota.

El proceso para la reposición de la carretera inició en julio de 2019, sin embargo, el proyecto se quedó detenido por el cambio de gobierno y fue hasta en abril pasado cuando el nuevo director de Caminos, Fredy Chojolán, quien decidió iniciar la licitación del proyecto.

En la licitación participaron cuatro empresas, entre ellas Opción Técnica, Sociedad Anónima, que presentó la segunda oferta más baja. Opción Técnica tiene como representante legal a Nicolás de Jesús Acevedo Sandoval, vinculado al caso Asalto al Ministerio de Salud.

El 16 de junio pasado, según el Acta 026-2020, la Junta de Licitación adjudicó a Opción Técnica la reposición de la carretera y descalificó a las otras tres empresas participantes por supuestos incumplimientos a las bases de licitación, entre los descalificados se encontraba una empresa que ofertó Q88 millones 497 mil, Q2.5 millones más barato que la adjudicada.

Improbado por falta de fondos

Dos semanas después de que la Junta adjudicó el tramo, el ministro de Comunicaciones, Josué Lemus, improbó lo actuado por la Junta de Licitación, bajo el argumento de que la división financiera de Caminos había notificado que no contaba con “saldo presupuestario y Códigos de Estructura Programática”.

El pasado 13 de julio, la junta ratificó su decisión de adjudicar a la empresa involucrada en un proceso de corrupción y señaló que Opción Técnica había cumplido con solicitar la constancia de disponibilidad presupuestaria sin que se las hubiesen hecho llegar por lo que en cumplimiento de los plazos ratificó la decisión.

Hasta el cierre de la edición, el proceso aún continuaba en evaluación a la espera de la decisión final del ministro Lemus.

“El asalto al Ministerio de Salud”

En julio de 2019, la Fiscalía Especial Contra la Corrupción (FECI) del Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) realizaron decenas de allanamientos en distintos puntos del país para capturar a exfuncionarios, empresarios y particulares que integraron una red de corrupción en el Ministerio de Salud durante el gobierno de Otto Pérez Molina.

Según las investigaciones, en 2012 con el nombramiento de Jorge Villavicencio Álvarez como ministro de Salud, surgió una estructura criminal que realizó negocios ilícitos en dicha cartera.

De acuerdo con las investigaciones, Villavicencio junto con su hija Cándida Saraí Villavicencio Delgado, su asesor Jorge Estévez Cabrera y el exdiputado Luis Fernando Pérez Martínez lideraron esta estructura criminal integrada por más de 50 personas, entre funcionarios públicos, diputados, empresarios y particulares.

Al llegar al Ministerio de Salud la estructura criminal “exploró” qué negocios se podían realizar en dicha institución, sin embargo, al no poder acceder a las comisiones por la compra de medicamentos, la cual estaba “cubierta por la vicepresidenta Roxana Baldetti y una persona de apellido Jarquín”, los señalados identificaron otros rubros, como las compras de bienes y servicios, la construcción de hospitales y centros de salud, las contrataciones de personal y la adquisición de medicamentos. Según consta en declaraciones ministeriales.

Dentro de las empresas señaladas de dar sobornos a cambio de recibir contratos en la cartera dirigida entonces por Jorge Villavicencio, se encuentra, según las investigaciones, Opción Técnica, S. A. y su representante legal Nicolás de Jesús Acevedo Sandoval.

De acuerdo con las investigaciones, de la fiscalía y las declaraciones de Jorge Estévez Cabrera, primo del expresidente Jimmy Morales y colaborador eficaz en el caso, el entonces diputado Luis Fernando Pérez designó a Juan Manuel Peláez Corzo, como intermediario entre el Ministerio de Salud y las constructoras que se verían beneficiadas con contratos por excepción otorgados tras el terremoto de San Marcos.

Dentro de estas, según la información recabada, se encontraba Opción Técnica S. A. la cual recibió cuatro contratos sin licitar y a cambio Acevedo Sandoval habría entregado el 15 por ciento de comisión a la estructura integrada por Estévez, quien aceptó haber recibido parte de los sobornos junto con Pérez, la hija del ministro Villavicencio, Saraí, y Peláez.

  Por este caso, el MP acusó al representante legal y gerente general de Opción Técnica, Nicolás de Jesús Acevedo Sandoval, de testaferrato y cohecho activo.

La FECI también estableció que de las comisiones ilegales por la adjudicación de obras encargadas a raíz del Estado de Calamidad Pública, el entonces secretario privado de la Presidencia Juan de Dios Rodríguez y su intermediario Roberto Samuel Dávila Meza recibieron al menos Q7 millones.

En tanto que a los líderes de la estructura, Saraí Villavicencio y Luis Fernando Pérez (así como otros particulares y personal del Ministerio de Salud), les correspondieron Q12 millones.

Estévez Cabrera aportó además de su testimonio, documentación, correos electrónicos y comunicaciones que realizaron en su momento para la concertación de los negocios.

Los cuadros que revelarían más corrupción

Durante los allanamientos por el caso Construcción y Corrupción, los investigadores de la FECI y la CICIG encontraron entre los archivos del contador personal de Alejandro Sinibaldi, exministro de Comunicaciones, ahora prófugo de la justicia, varios cuadros y tablas con nombres y montos de deuda de arrastre pendiente de cobro de distintas empresas.

Asimismo, los investigadores hallaron el nombre de Opción Técnica, S. A. y cifras donde se leía “Monto Deuda”. Según las investigaciones, eran las cantidades que debía dar la compañía conforme se daba el avance financiero de los proyectos a su cargo.

Dentro de los documentos los investigadores de la CICIG encontraron las adjudicaciones realizadas por el Ministerio de Comunicaciones, de Sinibaldi a la empresa Opción Técnica.

Opción Técnica obtuvo un contrato en 2013 para el mejoramiento de una carretera en Salamá, Baja Verapaz, por Q148 millones. Ese mismo año, Sinibaldi autorizó la rescisión de otro contrato con el Ministerio de Comunicaciones, que venía arrastrando la empresa desde principios del gobierno de la Unidad Nacional de la Esperanza en 2000, por Q78.8 millones para la construcción de un tramo entre Chuarrancho y Salamá, Baja Verapaz.

La empresa, según informes de la Contraloría General de Cuentas, ha presentado varios hallazgos en la ejecución de obras, entre ellas dos en el municipio de Santa Catarina Pinula, de acuerdo con el informe de Auditoría de 2019, en donde se señala que en una de las obras había “incumplimiento del plazo contractual” en dos oportunidades.

De 2006 a la fecha, Opción Técnica ha recibido más de Q389 millones en adjudicaciones de obra pública, sin incluirse el contrato por más de Q91 millones que la Junta de Licitación le otorgó el mes pasado. Durante el gobierno del Partido Patriota fue cuando más contratos recibió del Estado, con más de Q270 millones, principalmente en los primeros tres años de dicho gobierno.

Los conflictos de interés del director de Caminos

elPeriódico publicó en febrero pasado los conflictos de interés del director general de Caminos, Fredy Chojolán, debido a que sus primos controlan más de 40 constructoras, las cuales fueron creando desde hace más de 20 años y que han sido beneficiadas por el Ministerio de Comunicaciones con contratos durante varios gobiernos.

Además, elPeriódico descubrió que la esposa y la cuñada de su primo trabajan también en la Dirección General de Caminos en puestos clave para la adjudicación de obras.

En total, hasta febrero pasado los primos Romero Chojolán por medio de sus múltiples constructoras habían recibido contratos por más de Q720 millones, de acuerdo al portal de compras estatales Guatecompras.

Creciendo dentro de la política

Nicolás de Jesús Acevedo Sandoval laboró en el Fondo Nacional para la Paz (Fonapaz) durante el gobierno de Álvaro Arzú (1996-2000) como director del Proyecto de Reconstrucción y Desarrollo Local de San Marcos, mientras que durante el gobierno de Óscar Berger (2004-2008) fungió como coordinador de la Unidad de Pesca y Acuicultura del Ministerio de Agricultura; también laboró durante el gobierno de Álvaro Colom (2008-2012) en el Ministerio de Agricultura como asesor.

Durante el gobierno de Otto Pérez Molina (2012-2015) mientras su empresa Opción Técnica recibía millonarios contratos tanto del Ministerio de Salud como de la cartera de Comunicaciones, Acevedo le vendía café a la Secretaría de Asuntos Administrativos y de Seguridad de la Presidencia (SAAS), mientras su esposa, Claudia María Ferraté Hemmerling trabajaba como directora de Donaciones para la Secretaría de Obras Sociales de la Esposa del Presidente (SOSEP), según los registros públicos.

La empresa de los Acevedo Ferraté ya había sido inhabilitada en 2012 por adeudo tributario. Además, Acevedo y su esposa fueron demandados por una deuda hipotecaria de más de Q3 millones ante el Juzgado Primero de Primera Instancia Civil en mayo de 2019.

La empresa también fue representada por Carlos Enrique Ferraté Hemmerling, cuñado de Acevedo.

Mientras otro de los hermanos Ferraté Hemmerling, Luis, fungió como cónsul en Honduras, además intentó competir como gobernador departamental y participó como candidato a la Alcaldía de Esquipulas, Chiquimula, con el partido Bien de Alfonso Portillo.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Álvaro Castellanos Howell
Época propicia

Transitar de la angustia a la misericordia.

noticia Luisa Paredes elPeriódico
PDH: Capturas de hoy envían un mensaje a la clase política y al gabinete actual
noticia AFP/DPA
Colombia: histórico encuentro entre las FARC y exparamilitares

El exministro y excongresista Álvaro Leyva calificó la reunión como “histórica” por el nivel de “respeto y distensión”.



Más en esta sección

Vicepresidente Castillo recomienda separar de su cargo al Ministro de Comunicaciones

otras-noticias

Invierten Q80 millones en nuevo proyecto inmobiliario

otras-noticias

Periodistas repudian investigación penal contra la comunicadora indígena Anastasia Mejía

otras-noticias

Publicidad