Viernes 7 DE Agosto DE 2020
Investigación

Comuna aprovecha pandemia para adjudicar obras sin licitar

La Municipalidad de El Tejar, Chimaltenango, aprovechó el Estado de Calamidad Pública, derivado de la pandemia provocada por el COVID-19, para adjudicar tres obras a dos constructoras vinculadas entre sí.

Fecha de publicación: 18-05-20
La Municipalidad de El Tejar aprovechó la vigencia del Estado de Calamidad Pública derivado de la emergencia del COVID-19 y entregó proyectos de obra pública sin licitar.
Por: Investigación investigacion@elperiodico.com.gt

La Municipalidad de El Tejar, Chimaltenango, adjudicó el pasado 27 de marzo tres proyectos para la ampliación del sistema de agua potable en varias colonias de dicho municipio.

Las contrataciones se dieron en el marco del Estado de Calamidad Pública derivado de la crisis sanitaria provocada por el COVID-19 acordado por el gobierno de Alejandro Giammattei. Lo anterior le permitió a la comuna de El Tejar adjudicar los contratos obviando la Ley de Contrataciones del Estado.

Los beneficiados con los proyectos de ampliación del sistema de agua potable en El Tejar fueron la Constructora Bajaverapacense, propiedad de Ramón Aníbal Hernández Osorio y Construdam de Denizard Aqueche Medrano.

Ambos empresarios de la construcción tienen un vínculo entre sí. De acuerdo con los registros del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), de abril a diciembre de 2019 las cuotas patronales de Ramón Hernández fueron pagadas por Construdam, la empresa de Aqueche Medrano. Es decir, Aqueche fue patrono de Hernández, según los registros del Seguro Social.

Repartición del pastel

Constructora Bajaverapacense obtuvo dos contratos mientras que Construdam se benefició con una adjudicación.

La Municipalidad de El Tejar no realizó una licitación pública para otorgar dichos proyectos y aprovechó que la vigencia del Estado de Calamidad Pública le permite hacer compras por excepción, decidiendo a quién otorga los contratos.

De acuerdo con el acta de adjudicación 01-2020 de la Municipalidad de El Tejar, a las ocho horas del 26 de marzo se procedió a contratar directamente a la empresa Construdam, propiedad de Denizard Aqueche Medrano, para realizar los trabajos de ampliación del sistema de agua potable en la colonia 20 de Octubre en El Tejar, Chimaltenango. El costo del proyecto asciende a Q684 mil.

Dos horas después, es decir a las 10 de la mañana del 26 de marzo, se procedió a levantar el acta de adjudicación 02-2020 en el que se autoriza la contratación directa de Constructora Bajaverapacense propiedad de Ramón Aníbal Hernández Osorio, para que ejecute el proyecto de ampliación del sistema de agua potable en la colonia Monterrey Méndez de El Tejar, Chimaltenango. La obra tiene un costo de Q682 mil 500.

Por último, siempre el 26 de marzo pero a las 12 horas, las autoridades municipales procedieron a levantar el acta 03-2020 que autoriza la contratación de Constructora Bajaverapacense, propiedad de Ramón Aníbal Hernández Osorio, para realizar los trabajos de ampliación del sistema de agua potable en la aldea San Miguel Morazán. El costo de esta obra asciende a Q832 mil 500.

Los negocios de la Constructora Baja Verapacense

La Constructora Baja Verapacense ha obtenido contratos con el Estado al menos desde 2005. De ese año a la fecha tiene Q87 millones 951 mil 414.63 en contratos públicos, según consta en el portal de Guatecompras.

En 2019, obtuvo 33 adjudicaciones que suman Q22 millones 733 mil 292.72. Sus clientes estatales fueron los ministerios Comunicaciones y de Cultura y Deportes; las municipalidades de San Pedro Yepocapa y Zaragoza, en Chimaltenango; Río Blanco, San Pedro Sacatepéquez, San Lorenzo y San José El Rodeo, en San Marcos; San  Francisco El Alto, en Totonicapán; Cobán, Alta Verapaz; y Rabinal, Baja Verapaz.

Todos los contratos obtenidos en 2019 por la empresa de Ramón Hernández se dieron mientras su aporte en el IGSS era cancelado por Denizard Aqueche Medrano.

¿Quién es Denizard Aqueche?

Denizard Aqueche Medrano es dueño de la empresa Construdam, la cual ha ganado Q622 millones 999 mil 520.74 en contratos con el Estado de 2005 a la fecha. De ese monto Q490 millones 916 mil 964.24 se dieron de 2016 a 2019.

De acuerdo con su hoja de vida, Aqueche Medrano es un ingeniero civil, evaluador de impacto ambiental y auditor ambiental de 43 años.

En su currículum vitae acredita dentro de su experiencia laboral que de junio a agosto de 1997 trabajó como asistente de ingeniería para la empresa Construec, propiedad del exdiputado Edin Leonel Casasola Martínez, quien en la pasada legislatura perteneció al bloque de FCN-Nación. Posteriormente, prestó sus servicios para otras dos empresas.

Aqueche reporta que de marzo de 1999 a febrero de 2000 laboró nuevamente para Construec. Esta vez se desempeñó como supervisor de proyectos en el Departamento de Ingeniería de Edin Casasola.

El constructor de obra pública fundó su empresa Construdam en marzo de 2000, un mes después de haber dejado de trabajar para Construec.

Constructora de un exdiputado

Construec es propiedad de Edin Leonel Casasola Martínez, excongresista de Baja Verapaz, quien en la pasada legislatura formó parte del entonces bloque oficial Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación).

En su currículum vitae obtenido del portal de compras públicas Guatecompras, Denizard Aqueche cita a Casasola Martínez como su jefe inmediato y coloca dos números telefónicos como referencia de su experiencia laboral. El primero es el 2473-9556 y el segundo, 5206-2011.

De acuerdo con Guatecompras, Construec obtuvo dos contratos de obra pública en 2009. El primero con la Municipalidad de Fraijanes por un monto de Q440 mil 520.50 y el segundo fue con la Municipalidad de Purulhá por un monto de Q5 millones 153 mil 377.56

La empresa del legislador fue inhabilitada en agosto de 2018 por el Juzgado Segundo de lo Económico Coactivo por un adeudo tributario. La situación fue solventada en diciembre de ese mismo año.

Como diputado, Casasola Martínez formó parte en varias ocasiones de la Comisión de Comunicaciones, Transporte y Obras Públicas y también de la de Vivienda.

Edin Casasola fue congresista de 2012 a principios de 2020, tiempo durante el cual no podía ser contratista del Estado. La primera vez que logró una curul fue postulado por la alianza entre la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) y la Gran Alianza Nacional (Gana).

En 2015 fue reelecto con el partido Libertad Democrática Renovada (Lider), sin embargo, al tomar posesión renunció a dicha agrupación y se unió al partido FCN-Nación, plataforma política que catapultó a Jimmy Morales como presidente.

En el proceso electoral del año pasado buscó nuevamente la curul para representar a Baja Verapaz en el Congreso con el FCN-Nación, sin embargo, no fue reelecto.

Las autoridades locales de El Tejar adjudicaron obras de introducción de agua potable por Q2 millones 199 mil a dos constructores que guardan relación entre sí.

Contrato con el IGSS

El pasado 7 de mayo la Junta Directiva del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS) adjudicó la contratación de la construcción de un “hospital modular” en la zona 11 para atender la emergencia por el COVID-19, por un monto de Q17 millones 806 mil 781.67.

Constructora Baja Verapacense, de Ramón Aníbal Hernández Osorio, fue la empresa que resultó favorecida para la ejecución de la obra que contempla la construcción de 50 camas en cuidados intensivos, 150 de cuidados intermedios y 24 en observación para pacientes con COVID-19.